Equipo masculino cubano no estará en torneo premundial de baloncesto

La selección antillana enfrentará a España el 14 de agosto en Las Palmas de Gran Canaria

Autor:

Juventud Rebelde

Contra viento y marea, los baloncestistas cubanos tienen que ganarse poco a poco el espacio perdido. Foto: Daniel Anaya La noticia cayó como una bomba sobre los aficionados al baloncesto: después de ganar su clasificación, la selección masculina cubana en definitiva no participará en el Campeonato de las Américas, previsto del 26 de agosto al 6 de septiembre en Puerto Rico.

Todo el mundo sabía que el certamen boricua sería una verdadera odisea para nuestro equipo, ubicado inicialmente en el grupo B, junto a Venezuela, Brasil, República Dominicana y Argentina. Sin embargo, a los cubanos nos encantan los retos y el baloncesto es un deporte que llevamos en la sangre, aunque los grandes resultados internacionales se hayan perdido desde hace rato.

La Liga Superior, con todos sus defectos, todavía mueve a la gente, principalmente cuando llegan los play off. Ciego de Ávila, por ejemplo, es la Ciudad de los Búfalos, y el equipo de béisbol avileño no ha podido contra eso.

Algo similar sucede en el país con el fútbol. ¿Se imaginan que tengamos la oportunidad de llegar a la Copa América —o al mismísimo Mundial— y después renunciemos a esa posibilidad porque nuestro nivel técnico no es el adecuado?

En algún momento todos nos dejamos arrastrar por grandes pasiones, sin que la racionalidad pueda evitarlo. Así, aunque al final fracasen, ciertos amores imposibles son la sal de la vida. Lance usted la primera piedra si opina lo contrario.

Pues bien, este del baloncesto era una de esos casos. Cuba estaba condenada a ocupar el sótano de su grupo, porque le tocaba enfrentar a grandes equipos y todos tienen serias aspiraciones de clasificar para el Mundial del próximo año en Turquía.

República Dominicana era el rival más asequible y ahora, con el experimentado entrenador boricua Julio Toro en el puesto de mando, el equipo ha cambiado la cara. Además, hasta el momento se mantienen en la nómina los jugadores de la NBA Francisco García, Al Horford, Charlie Villanueva y Trevor Ariza, quienes desde hace tiempo no respondían a una convocatoria.

Mientras, Brasil y Venezuela han dicho que irán con todo, en tanto Argentina contará con Luis Scola, de los Houston Rockets, como punta de lanza. Aun sin Manu Ginóbili, Fabricio Oberto, Andrés Nocioni y Carlos Delfino, todos lesionados, la selección albiceleste estará entre las favoritas.

Esa es la realidad. Quizá en la otra zona, integrada por Puerto Rico, México, Uruguay, Canadá e Islas Vírgenes estadounidenses, el equipo cubano hubiera tenido mayores opciones. No obstante, allí sería igualmente el farolillo rojo, sobre todo sin dos jugadores importantes como Henry Simón y Andy Boffil.

Con esos truenos, en medio de una coyuntura económica muy difícil para el país y de la cual no escapa el movimiento deportivo, se decidió abortar la «misión imposible». Es correcto, aunque difícil de asimilar. Lo entendí hace solo dos días, cuando tuve que posponer un paseo con mi pequeña Elena, porque el bolsillo no aguanta más y necesitamos llegar al final del mes.

En fin, renunciar al Campeonato de las Américas fue una cuestión de prioridades. Ahora hay que seguir con el mismo impulso hacia otras metas. La temporada nacional comenzará el 9 de octubre, y convertirla en un mejor espectáculo para el pueblo puede ser más difícil que llegar al Mundial.

Rumbo a España

Como la vida nos da, cuando nos quita, el equipo masculino cubano tendrá en breve otra gran oportunidad de fogueo. Nada menos que España, flamante campeón mundial y subtitular olímpico, espera por los criollos el 14 de agosto.

Así mismo. La selección antillana partirá el 11 de agosto hacia tierras españolas y enfrentará a Pau Gasol y compañía en Las Palmas de Gran Canaria.

Con ese partido, España iniciará su gira de preparación para el Campeonato Europeo, previsto del 7 al 20 de septiembre en Polonia. Después de chocar con Cuba, los ibéricos organizarán una serie cuadrangular en Sevilla, los días 19, 20 y 21 de agosto. Allí enfrentarán a Eslovenia, Gran Bretaña y Lituania.

Zaragoza será el siguiente destino de España, con Israel y Polonia como rivales en el torneo Príncipe Felipe, los días 26 y 27 de agosto. Luego, la «furia roja» se despedirá de su público en Murcia, frente a Irán.

Por su parte, Cuba tendrá otro partido en Las Palmas ante la selección canaria, el día 16 de agosto. Veremos si después se gestionan otros topes antes de volver a casa.

Muchachas se alistan

Un panorama diferente tiene por delante la selección femenina cubana, que sí estará en el Campeonato de las Américas. El certamen continental femenino será en Mato Grosso, Brasil, del 23 al 27 de septiembre.

Cuba aparece en el grupo B, junto a Chile, Venezuela y Argentina. En la zona A estarán Brasil, Puerto Rico, República Dominicana y Canadá. Los dos primeros de cada llave avanzarán hacia las semifinales y allí lucharán por las tres plazas para el Mundial del próximo año en la República Checa.

Las cubanas deben dominar su eliminatoria y después cruzarse con Canadá, presumible segundo lugar del otro lado, detrás de las brasileñas. Tan seguro parece ese duelo que el equipo norteño vendrá antes a nuestro país, entre el 16 y el 23 de agosto, para efectuar algunos partidos de fogueo. Hasta el momento, Sancti Spíritus se baraja como sede del tope.

De tal manera, al baloncesto cubano le resta bastante actividad por delante durante este año y en 2010 ambas selecciones tendrán nuevos horizontes. Seamos optimistas y así abriremos muchas puertas cerradas.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.