El boxeo presentará credenciales en Olimpiada cubana

Participarán ocho selecciones foráneas y se espera una gran rivalidad entre los cubanos, quienes buscan un cupo para el torneo panamericano con sede en Quito, Ecuador, el próximo mes

Autor:

José Luis López

La probada calidad de los pugilistas locales y la presencia de ocho selecciones foráneas, matizarán el certamen boxístico de la V Olimpiada del Deporte Cubano, que se dirimirá del 24 al 27 próximos en el auditorio camagüeyano Iván Hidalgo Funes.

Boxeadores de Marruecos, India, Kazajstán, Venezuela, Colombia, Ecuador, República Dominicana y Australia —con el mismo equipo que compitió en el pasado Córdova Cardín--, cruzarán guantes junto a los tres potentes conjuntos cubanos: Occidentales, Centrales y Orientales.

Aunque JR no ha podido conocer las nóminas de los visitantes, lo cierto es que la gran rivalidad la aportarán los chicos de casa, dada la cercanía del torneo panamericano con sede en Quito, Ecuador, el próximo mes. Todos quieren «clasificar» y necesitan victorias para convencer a los técnicos.

El boxeo cubano ha efectuado este año el torneo Playa Girón, el Match de Retadores y el Córdova Cardín. Las estadísticas exhiben un «dale al que no te dio», al menos en siete de las 11 divisiones. Solo presentan ventaja ante sus rivales de turno, el monarca del patio en los pesos mosca, Yorman Rodríguez, el campeón mundial ligero-welter Roniel Iglesias, el subtitular olímpico mediano Emilio Correa y el supercompleto Robert Alfonso, oro en la Copa del Mundo Moscú 2008.

Además, en esta V Olimpiada pelearán los integrantes del equipo que intervino en el reciente Campeonato Mundial Juvenil, el pasado mes en Bakú. Entre ellos destacan los titulares Robeisis Ramírez (54 kg), Irosvany Duvergel (81 kg) y Leinier Eunices Perot (91 kg).

«Mi objetivo es que cada peleador combata en su peso tradicional y ninguno se sienta seguro como número uno de su división. Buscaré la forma de tener, al menos, dos buenos hombres en cada peso», aseveró en enero Rolando Acebal, jefe del colectivo técnico. Y el cuadrilátero le ha dado la razón.

Pero hay más. En los últimos torneos y carteles convocados por la federación cubana, no se han visto aquellos «sparrings» que incitaban al bostezo. Todo lo contrario. El talento, la agresividad y la pugna se han unido para agrado del espectador.

Entonces, ya se prevén varias peleas que deleitarán a todos… y (casi) asegurarán un cupo a su vencedor para la justa panamericana. Entre ellas, destaca la del joven Adrián Lescay frente al subtitular olímpico welter Carlos Banteur, y la del carismático semicompleto Julio César La Cruz contra el bronce mundial José Ángel Larduet. Lescay y La Cruz han vencido dos veces este año a sus respectivos rivales. También se espera la revancha en los cruceros entre Erislandy Savón y su víctima del Cardín, el subcampeón mundial Osmay Acosta.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.