Alexei Bell, campeón nacional de lucha greco

En preliminares, el gladiador camagüeyano se deshizo de Pedro Isaac, bronce mundial en Herning, Dinamarca 2009, por 2-1 y luego batió en semifinales 2-0 (1-0, 2-0) a Alexander Casals

Autor:

José Luis López

CIEGO DE ÁVILA.— Merced a su  velocidad y una defensa férrea sobre el colchón, el gladiador camagüeyano Alexei Bell (66 kg) firmó este lunes una encomiástica labor, al ganar el título en el Campeonato Nacional de Lucha Greco, con sede en la sala Córdova Cardín, de esta ciudad.

Bell debió eliminar, entre otros, a par de rivales de mayor linaje, ambos coterráneos suyos y primeras figuras de esta división. En preliminares, se deshizo de Pedro Isaac, bronce mundial en Herning, Dinamarca 2009, por 2-1 y luego batió en semifinales 2-0 (1-0, 2-0) a Alexander Casals, quien lo había superado en la final del pasado torneo doméstico.

Por el título, Bell venció 2-0 (1-0, 2-0) al juvenil santiaguero Miguel Martínez. El agramontino empujó fuerte para conseguir los tres puntos que marcó mediante la técnica de sacar al rival de la zona de pelea.

«Este es el fruto del entrenamiento diario. Contra Martínez ya tengo par de triunfos. La estrategia fue trabajar por los brazos y buscar los puntos en el combate por arriba. Aunque no tengo problemas con el peso, debo comer menos y ponerme más fuerte físicamente», aseveró Bell a JR.

En esta división, los metales de bronce fueron al aval de Casals y del habanero Javier Agramonte.

Mientras, el pinareño Mijaín López (120 kg), cuatro veces campeón mundial y titular olímpico, apenas sudó la trusa para vencer a sus cinco rivales de turno. Con los tres primeros, el trámite fue más cómodo: pegada antes de los 10 segundos del pleito. Luego, se limitó a trabajar en el suelo tras derribar sin contratiempos al semifinalista avileño Keldis Josef, un juvenil que promete mucho, y al matancero Yasmani Acosta en pos del título. Tal y como sucedió en el pasado Mundial de Moscú, ninguno de sus rivales pudo marcarle un punto. Josef y el camagüeyano Wílber Avilés terminaron terceros.

Y en los 55 kilogramos, sin dudas la división que patentizó los mejores combates, el olímpico Yagniel Hernández subió a lo más alto del podio de premiaciones, tras vencer en la final a su coterráneo Magdiel Hidalgo, por

2-0 (1-0, 1-0). En el primer período, supo defenderse bien en el suelo y se ganó el punto que Magdiel no consiguió marcar. Y en el segundo, le aplicó a su rival una técnica de pase atrás. Es válido destacar que, en preliminares, Magdiel sacó del festín a uno de los favoritos, el mundialista Gustavo Balart, en un pleito que se decidió mediante el uso de la cámara lenta. Aquí, las medallas de bronce correspondieron al espirituano Félix Cárdenas y al santiaguero Javier Almenares.

Finalmente, el santiaguero Alan Vera (84 kg) mejoró el bronce del pasado certamen del patio tras vencer en la final al juvenil agramontino Norge Francia, por 2-0. Bronces para los también camagüeyanos Alain Olivera y Gilberto Piquet.

Hoy culminarán los halones y desbalances del torneo nacional de lucha grecorromana, con acciones en 50, 60, 74 y 96 kilogramos. En esta última categoría, concursará el subcampeón mundial Pablo Shorey, en fuerte disputa ante el olímpico Yunior Estrada y el titular juvenil del orbe Yasmani Lugo, entre otros.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.