Yunidis Castillo alcanza su tercera dorada - Deporte

Yunidis Castillo alcanza su tercera dorada

La atleta cubana se impuso en los 400 metros categoría T-46, con crono de 57:67 segundos, en el Campeonato Mundial de atletismo para ciegos, débiles visuales y limitados físico-motores

Autor:

Abdul Nasser Thabet

Si dos preseas doradas arrancaron elogios y aplausos, una tercera ya deja congelado el cuerpo y una sola palabra asoma entonces: imposible. Pero no es cosa de cuentos, las medallas están ahí, en el cuello de Yunidis Castillo, pues hoy conquistó el título de los 400 metros categoría T-46 con crono de 57:67 segundos en el Campeonato Mundial de atletismo para ciegos, débiles visuales y limitados físico-motores, con sede en Christchurch, Nueva Zelanda.

La «bala santiaguera» debutaba en la vuelta al óvalo y aunque todos conocían su clase, no existía seguridad de que pudiera vencer la exigente prueba y al agotamiento físico y psicológico tras cinco carreras seguidas, con oro y récord incluidos. Sin embargo, demostró que quien quiera hacerse de un título en la velocidad deberá migrar a disciplinas en las que no compita ella.

Yunidis fue la única de las siete corredoras en detener el reloj antes del minuto, y nuevamente sus rivales tuvieron que conformarse con ver durante toda la prueba la espalda de la extraclase criolla.

En cuatro jornadas la cubanita rompió dos plusmarcas para campeonatos mundiales, dominando categóricamente los 100 y 200 metros planos.

La actuación de Yunidis estuvo acompañada ayer por la aparición de la también velocista Omara Durand, débil visual ganadora de 200 metros T-13 con cota del orbe de 24.24 segundos, y que tendrá una siguiente incursión el día 29 en la final de 400.

Durand llevó el primado del orbe a 24.24 segundos en los 200 metros T-13 este miércoles y regaló así otro metal dorado al botín cubano.

La joven de 19 años se incluyó en la final sin tiempo reconocido en la temporada, pues no participó en eventos oficiales en los últimos años. Sin embargo, consiguió el título y dejó bien claro que su reinado de los 100 y 200 metros planos en los III Juegos Mundiales de la Asociación Internacional de Deporte para Ciegos y Débiles Visuales (IBSA) en Sao Paulo 2007, no fue un guiño de la suerte.

En Nueva Zelanda impuso su clase para destrozar la cota universal de la prueba. El récord, uno de los más antiguos, estaba en poder de la estadounidense Marla Runyan con 24.45 segundos, registrado en Colorado, Estados Unidos, en 1995.

De esta forma retorna por todo lo alto y hace pensar en grande ahora que ya abrimos el catalejo y avistamos tierras inglesas, pues los Juegos Olímpicos de Londres 2012 ya están a la vuelta de la esquina.

Para mañana a las 9:00 hora local (tarde de hoy en Cuba) está señalada la prueba del disco categoría F54-55-56, en la cual se espera la lucha del cubano Leonardo Díaz, parapléjico campeón paralímpico en Beijing, quien también ostenta registro planetario desde esa ocasión con 40,87 metros.

Ahora China manda en el medallero con (13-19-11), seguida por Rusia (13-8-5), Brasil (9-7-6), Gran Bretaña (8-7-13), Argelia (7-5-4), Polonia (7-3-4), Francia (7-3-3),Estados Unidos (6-7-11), Sudáfrica (6-7-6) y Alemania (6-6-6).

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.