Luis Ibáñez retuvo la corona

En la pelea más sensacional de la jornada, Ibáñez venció al habanero Alfredo Cisneros en la final de los 55 kilogramos

 

Autor:

José Luis López

CIEGO DE ÁVILA.— Reza el viejo refrán que donde hay desquite, no hay agravio. Este martes hubo «división de honores» en dos combates finales de la primera fecha del Torneo Nacional de Lucha Libre, con sede en la sala Córdova Cardín, de esta ciudad, los cuales reeditaban pleitos cruciales del pasado certamen.

En la final más espectacular de la maratónica jornada de 92 peleas, el mayabequense Luis Ibáñez (55 kilogramos) retuvo la corona tras pegar al habanero Alfredo Cisneros, al minuto y medio del primer período, consiguiendo un letal tackle combinado con agarre de cabeza y brazo.

«Él (Cisneros) es un rival incómodo porque se mueve con rapidez y ataca bien. Pero yo fui más veloz. Este éxito me consolida como el primer hombre de la división, de cara al certamen eliminatorio olímpico de marzo próximo, donde espero obtener el boleto si estoy en el equipo», declaró Ibáñez a JR.

Aquí, el espirituano Yosvany Madrigal y el matancero Juan Pablo González, compartieron el tercer lugar.

En la otra «repetición» final, el local Disney Rodríguez, quinto lugar olímpico, tomó revancha del habanero Elier Romero en los 120 kilos y lo superó 2-0 (2-1, 5-2), apoyado en sus pases atrás y potentes halones, en una porfía que levantó al graderío.

Los metales de bronce fueron para el camagüeyano Yordan Pérez y el tunero Juan Carlos Mason.

Igualmente, el bronce mundial Andy Moreno (66 kg), quien se gastó un excelente torneo, consiguió el primer título nacional para la lucha libre de Sancti Spíritus, tras vencer 2-0 (1-0, 2-0) al santiaguero Franklyn Marén. Los tres puntos del triunfador fueron por técnicas de pases atrás, basado en su mayor velocidad sobre el colchón.

Dos habaneros, Lázaro Carbonell y Adrián Droeschot, fueron terceros.

En los 84 kilogramos, el bronce panamericano Humberto Arencibia, de Pinar del Río, tuvo que venir de abajo para imponerse 2-1 (0-1, 1-0, 1-0) al pinero Yuniesky Torreblanca. El santiaguero Elmis Matos y el holguinero Yusmani Peralta se agenciaron las medallas de bronce.

La buena nueva fue la llegada al torneo y la inclusión en los 74 kilogramos del bronce mundial y titular panamericano Liván López, quien regresó ayer de Mongolia. Allí intervino en el Abierto de Ulan Bator y ocupó el quinto puesto.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.