Los novatos piden pista

Con oportuno hit de William Luis y buenos relevos de Darién Núñez y Pablo Millán Fernández, Cuba venció 7-6 este viernes a Estados Unidos e igualó a un triunfo por bando el tope beisbolero en La Habana

Autor:

Juventud Rebelde

Con dos buenos partidos de pelota y una victoria para cada equipo se ha iniciado el tope beisbolero entre Cuba y Estados Unidos. Este viernes los criollos sacaron el juego del congelador, siete carreras por seis, gracias a un oportuno hit del camagüeyano William Luis en función de emergente.

Los visitantes tenían ventaja de 6-2 a la altura del séptimo inning, cuando un jonrón de Pito Abreu sacudió al zurdo Marco Gonzales y abrió la Caja de Pandora. Ahí el abridor norteño parecía explotado, pero el mentor Dave Serrano le dio demasiado cordel y terminó pagándolo caro.

Mientras, Víctor Mesa se animó a mover el banco y las cosas le salieron bien, pues primero Bell pegó un doble contra las cercas y luego Rudy Reyes impulsó carrera con roletazo al cuadro. La sexta rayita llegó por carambola, cuando el receptor Hambrigth dejó caer el tiro perfecto a home del jardinero central Lorenzen, quien terminó lanzando rectas de 98 millas desde el montículo en la novena entrada.

Otro error infantil del antesalista Bryant complicó al relevista Trevor Williams en el octavo capítulo. Ello posibilitó que William Luis llegara a batear con las bases llenas (entró por Frank Camilo) y pegara su oportuno cohete al jardín derecho.

La moraleja es muy simple: a los muchachos nuevos hay que darles un chance, pues se trata de un tope a fin de cuentas. Es cierto que tiene matices diferentes al de Nicaragua, porque los estadounidenses juegan mejor y la rivalidad es mayor, pero de todas formas es una serie de fogueo.

De la alineación titular empleada por el alto mando cubano me sorprendió el retorno de Rusney Castillo al primer turno y el de Yulieski al tercero. Pensé que Víctor apostaría por Heredia como hombre proa y mantendría al «todoterreno» avileño en el centro de la tanda.

También hubiera preferido ver a Heredia en el jardín central y a Rusney en el derecho, pues así jugaron todo el tiempo en la Serie Nacional. ¿Por qué cambiarlos?

En cambio, aplaudo la apuesta por Joel Suárez, Yoelkis Cruz, Darién Núñez y Pablo Millán Fernández para subirse temprano en la colina. El resto de los lanzadores empleados se ha probado anteriormente.

De momento, los norteños han lucido muy bien (este viernes pegaron tres jonrones) y los cubanos mejoraron la pálida imagen del primer día. Menos mal, porque un resultado negativo en casa con nuestro primer equipo frente a esta selección universitaria de Estados Unidos es casi inconcebible. ¿Qué me dicen?

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.