Mirando sobre el hombro

JR repasa la actuación de algunos de los mejores atletas a nivel mundial de este año que culmina

Autor:

Abdul Nasser Thabet

Entre las pocas cosas que nos quedan por hacer en este apoteósico y polémico 2012 —según calendarios y profecías de aquí y acullá— supongo que podemos darle un espacio a la selección de los mejores atletas del año que culmina, sin desestimar el puerquito y la cervecita del 31 de diciembre. A fin de cuentas, el mundo no se acabó, y al parecer seguiremos disfrutando y sufriendo el día a día en nuestra querida Tierra.

Pues bien, les traigo algunos de los que, a mi juicio, resaltaron en este año olímpico, y como es natural, la mayor parte de nuestra lista saldrá de la más importante cita multideportiva del orbe. Usted, satisfecho o no con el artículo, tiene la venia de opinar también, sugerir sus candidatos y complementar este improvisado ranking.

Aclaro que siempre se quedará alguien fuera —el espacio, la memoria y hasta la simpatía, siempre pasan factura— por lo que ofrezco disculpas de antemano, seguro del aporte de todos en dicha empresa.

Sin mucho esfuerzo ni revoltura neuronal me viene un nombre a la cabeza, un hombre que hizo historia al bautizarse como rey absoluto en feudos olímpicos. Me refiero al estadounidense Michael Phelps, cuya hazaña redondeó cuatro medallas doradas y dos plateadas en Inglaterra, convirtiéndose en el humano más condecorado en citas estivales (22), el de mayor cantidad de coronas (18), más títulos en eventos individuales (11) y más preseas en pruebas individuales masculinas (13). Casi nada.

Pasarán siglos y aún se hablará del Tiburón de Baltimore, como hoy se discute de Einstein, Chaplin, Neruda, Picasso, Joyce, Hitler, el sida y las colas en el P4 —sin ánimo de comparar ni herir sensibilidades—.

Otro destacado es uno —así, de forma indefinida dada su inexplicable condición y estado— que dicen nació en Jamaica, mas no pocos lo piensan de otra galaxia. Usain Bolt acaparó tres cetros bajo los cinco aros británicos, pulverizó un récord universal (4x100 metros planos) y otro olímpico (100 metros), emulando la cantidad de oros que conquistó en Beijing 2008.

También dio mucho de que hablar durante 2012 el tenista serbio Novak Djokovic, quien sumó 70 partidos ganados y solo diez perdidos, con cuatro supertítulos en su bolsillo: Abierto de Australia, los Masters 1000 de Miami, Canadá y Shanghai. Además fue finalista en el Roland Garros y en el Abierto de EE.UU.

Entre las damas descolló la norteamericana Allyson Felix, dueña de tres diademas en el deporte rey (200, 4x100 y 4x400), al igual que su compatriota Melissa Franklin (cuatro preseas doradas y una de bronce en las piscinas de Londres).

Mientras, el estadounidense Lebron James puso lo suyo al «encestar» su segundo oro olímpico. El estelar jugador de la Asociación Nacional de Baloncesto (NBA, por sus siglas en inglés) consiguió su primer anillo de campeón con el equipo de Miami Heat, y los galardones de MVP (jugador más valioso) durante la final y la liga regular del país norteño.

De Venezuela resonó el pelotero Miguel Cabrera, quien arrasó en las Grandes Ligas vistiendo la camiseta de los Tigres de Detroit. El portento latinoamericano, debutante con los Marlins de la Florida, asió la Triple Corona y el premio MVP durante la temporada que agoniza.

No podemos obviar al batallador Oscar Pistorius, ejemplo de perseverancia y voluntad. Este ilustre sudafricano, a pesar de su doble amputación en los miembros inferiores, logró clasificar para los Juegos Olímpicos, siendo así el primer atleta con alguna discapacidad que compite a este nivel contra deportistas convencionales.

En el apartado de equipos —un mal teclazo aquí pudiera convidar al Armagedón, con el perdón de los mayas y los fanáticos— resaltó la selección española de fútbol, monarca de la Eurocopa, sumando su tercer gran título consecutivo (Eurocopa de 2008, Mundial de 2010 y la referida cita europea), proeza inédita en la historia del deporte más hermoso del mundo.

Sin embargo, siguiendo en la cuerda del balompié, muchos apuestan por el conjunto mexicano (campeón olímpico) y el FC Barcelona de la Liga Española. Espero no haber abierto la Caja de Pandora.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.