Hay de todo…

En el bésibol cubano, todo aquel que se equivoque en la función que le toque desempeñar, debería asumir la crítica y esforzarse para evitar los deslices

Autor:

Raiko Martín

No voy a dejar de utilizar por segundo día este poco espacio para hablar de béisbol. Del que se juega con pasión y entrega; del que gana sobre el diamante; del que quiere la afición ver y disfrutar.

Pero si ayer alabé merecidamente la actuación de uno de nuestros árbitros, no sería consecuente ahora obviar la actuación de otros que, un día después y en el mismo Latinoamericano, fallaron al no decidir en su momento si fue válido o no el fildeo de Víctor Víctor Mesa. Y eso también merece un análisis que puede evitar males mayores.

Ellos, y todo aquel que se equivoque en la función que le toque desempeñar, tiene que asumir la crítica, esforzarse para evitar los deslices —aun cuando sean inconscientes—, y poner la mejor cara. La que puse, porque no me creo infalible, ante aquellos poquísimos —todo sea dicho— que, blasonando el historial de una gloria deportiva, vieron sed de venganza y alevosía en un necesario llamado a la sensatez y la responsabilidad.

En fin, a la pelota, que es lo más importante para todos. Este jueves, y a domicilio, los Elefantes cienfuegueros le ganaron el primer pulso a sus vecinos de Villa Clara.

Justo en la misma entrada inicial el manager Iday Abreu rentabilizó la calidad de dos de sus refuerzos. Primero, Ernesto Molinet propulsó con cañonazo al central la carrera que inauguró el pizarrón. Luego, William Luis echó por tierra la estrategia «naranja» de bolear intencionalmente a José Dariel Abreu para llenar las bases, pues su elevado de sacrificio impulsó la otra anotación que a la postre hubiese sido definitoria.

Mientras, el diestro Jorge Hernández espaciaba durante siete capítulos igual cantidad de los nueve imparables conectados por la ofensiva villaclareña, que dejó a ocho corredores en circulación.

También Moré se benefició de su selección, ya que el tunero Danel Castro evitó con un hit la lechada. Para entonces, Pito Abreu había colocado dos más en la pizarra sureña con un vuelacercas que encontró a Molinet en base, en tanto Duniel Ibarra se encargaba de tejer su salvamento número 14 en lo que va de temporada.

Con ese resultado, los cienfuegueros se pegaron a media «nariz» de los todavía líderes espirituanos, quienes no pudieron pasarles la escoba a sus visitantes vueltabajeros.

A orillas del Yayabo reapareció el poder ofensivo de Yosvani Peraza, aunque su solitario cuadrangular fue iniciando el octavo episodio. Pero igual, sirvió para aumentar una temprana ventaja de tres carreras que permitió trabajar con tranquilidad a Yosvani Torres durante casi ocho entradas, en las que solo soportó tres hits y no permitió carreras. A su salida los Gallos enseñaron las espuelas, pero fue insuficiente para cambiar la historia.

Al cierre se efectuaban los dos restantes juegos de la jornada, ambos para definir el vencedor de los respectivos enfrentamientos particulares. En el José Ramón Cepero avileño buscaban repetir la dosis a los pineros, mientras que en el capitalino Latinoamericano, Matanzas e Industriales protagonizaban el tercer desafío de la sub-serie, que no ha dejado a nadie indiferente.

Resultados del jueves

 

ESTADIO: José Antonio Huelga
C H E
PRI 3 0 0 0 0 0 0 1 1 5 10 0
SSP 0 0 0 0 0 0 0 1 1 2 6 1
Ganó: Y. Torres (3-3)
Perdió:
: L. Ruiz (0-1)
Salvó: A. Tamayo (1)
HR:
Y. Peraza ()

 

ESTADIO: 5 de septiembre
C H E
VCL 0 0 0 0 0 1 0 0 0 1 9 0
CFG 2 0 2 0 0 0 0 0 - 4 8 1
Ganó: J. Hernández (8-4)
Perdió:
M. Siverio (5-6)
Salvó: D.Ibarra (14)
HR:
J. D. Abreu

Resultados del miércoles

 

ESTADIO: Latinoamericano
C H E
MTZ 0 4 0 1 4 0 0 0 6 15 11 3
IND 1 3 0 0 0 0 3 2 0 9 12 4
Ganó: F. Fuentes (4-3)
Perdió:
J. A. Pérez (4-1)
HR:
L. Herrera, J.C. Torriente

 

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.