La noche más luminosa

En la sala Avellaneda del Teatro Nacional los campeones villaclareños volvieron a acariciar el mayor trofeo, ese que merecidamente ganaron en la final frente a Matanzas

Autor:

Raiko Martín

No fue esta vez la inmensa luna de hace unos días la que deslumbró a todos. De eso se encargaron las grandes estrellas que brillaron en la 52 Serie Nacional de béisbol, campaña marcada por algunas novedades como la Gala de Premiación celebrada este miércoles en la capital.

Fue una noche de honores la vivida en la sala Avellaneda del Teatro Nacional, donde los campeones villaclareños volvieron a acariciar el mayor trofeo, ese que merecidamente ganaron en la final frente a Matanzas.

También recibieron el justo reconocimiento todos aquellos que sobresalieron, ya sea con el guante o empuñando el madero, durante la recién concluida campaña.

Fueron recordadas en la velada las proezas protagonizadas en la postemporada por el diestro villaclareño Freddy Asiel Álvarez que le valieron la elección como el Jugador más valioso de esa fase. También el excelente desempeño del Novato del año y de los play off, Norge Luis Ruiz, brillante primero con su equipo Camagüey y luego como refuerzo de Sancti Spíritus.

Para Ramón Moré, el timonel naranja que siempre confió en las posibilidades de sus pupilos y los guió con buen pulso hacia el trono, fue la designación, con toda justicia, como el mejor manager de la serie.

Y como el béisbol es también parte indisoluble de nuestra cultura, no faltó en esta gala la presencia de la música, esta vez propuesta por el talento de Pedrito Calvo, Waldo Mendoza y Tony Ávila, entre otros, quienes alegraron más la noche con su indiscutible sello de cubanía.

Fotos Relacionadas:

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.