Magnus Carlsen, nuevo campeón mundial de ajedrez - Deporte

Magnus Carlsen, nuevo campeón mundial de ajedrez

El Gran Maestro noruego Magnus Carlsen ganó la corona tras pactar tablas con su homólogo indio Viswanathan Anand. Con 22 años, pasó a ser el segundo monarca del orbe más joven de todos los tiempos

Autor:

Abdul Nasser Thabet

Quizás en algún momento hubo dudas, opiniones y preferencias divididas, apuestas encontradas —a fin de cuentas cada cual es libre de escoger a su favorito—. Pero, ahora, quien siga empecinado en discrepar pecará de insolente y hasta de insensato. Lucharon, el viejo zorro de 43 inviernos, contra el niño genio de 22; el campeón del mundo contra el líder del escalafón universal; una leyenda viviente contra —para muchos— el talento más grande que a ha parido Caissa.

Magnus Carlsen (2870 unidades Elo) acaba de convertirse en el vigésimo rey del orbe al destronar a Viswanathan Anand (2775) después de diez duelos, con marcador favorable (6,5 a 3,5 puntos) tras tres victorias y siete empates, y sin la necesidad de disputar los dos últimos pulsos. Así de grande fue el abuso.

«Magnus ha merecido ser el nuevo campeón y tiene todo mi respeto. He perdido el título por mis errores en las partidas largas, pero que quede claro que ha sabido provocarlos, y de ahí su gran mérito», declaró Anand.

Por su parte, el nuevo soberano tampoco escatimó elogios hacia su rival: «Vishy es, sin duda, uno de los mejores de todos los tiempos, y confío en que juegue el próximo Torneo de Candidatos y siga luchando para recuperar el título».

Comenzó la monarquía del noruego, del híbrido de silicio y huesos, del engendro clonado a través de células de Capablanca y Fischer, y con la milimétrica exactitud de cálculo empleada por los ordenadores más sofisticados. Puede que el indio no haya perdido contra un humano.

La partida más reciente pudo haber terminado mucho antes, pero el escandinavo determinó abusar de su oponente, exprimirlo por cinco horas, llegar a los 65 movimientos conduciendo las piezas blancas y aceptar el armisticio solo cuando la paridad era inevitable, machacando cada neurona de «Vishy» en la defensa Siciliana que contrarrestó magistralmente. Así de testarudo es, por ello pudiera convertirse en el primer mortal en sobrepasar la barrera de los 2900.

Carlsen parece destinado a borrar de sopetón todo lo hecho en el juego ciencia, a minimizar nombres como el de Mijaíl Botvínnik, Tigran Petrosian, Borís Spaski, Mijaíl Tal, incluso el de su tutor y amigo Gari Kasparov —que ya es decir demasiado—.

Resulta que, quizás, esté destinado a destrozar las marcas del mítico Ogro de Bakú, aunque una en específico se muestre intimidante: permanecer 20 años consecutivos (1985-2005) como número uno del planeta.

Cedió el Tigre de Madrás, un campeón del mundo en dos periodos —primero del 2000 al 2001 y luego desde el 2007 hasta hoy (en tres formatos diferentes) —. Le dejó la corona al hombre-máquina, al «Mozart del ajedrez», a un robot capaz de analizar con el rigor, el aplomo y la implacable lógica de una inteligencia de silicio, muy diferente al viejo jugador romántico que incendia el tablero y cautiva con sacrificios y ataques suicidas.

Una nueva era comenzó. ¿Habrá nacido ya el destinado a ponerle fin?

Décima partida. Carlsen-Anand

1.e4 c5 2.Cf3 d6 3.Ab5+ Cd7 4.d4 cxd4 5.Dxd4 a6 6.Axd7+ Axd7 7.c4 Cf6 8.Ag5 e6 9.Cc3 Ae7 10.O-O Ac6 11.Dd3 O-O 12.Cd4 Tc8 13.b3 Dc7 14.Cxc6 Dxc6 15.Tac1 h6 16.Ae3 Cd7 17.Ad4 Tfd8 18.h3 Dc7 19.Rfd1 Da5 20.Dd2 Rf8 21.Db2 Rg8 22.a4 Dh5 23.Ce2 Af6 24.Tc3 Axd4 25.Txd4 De5 26.Dd2 Cf6 27.Te3 Td7 28.a5 Dg5 29.e5 Ce8 30.exd6 Tc6 31.f4 Dd8 32.Ted3 Tcxd6 33.Txd6 Txd6 34.Txd6 Dxd6 35.Dxd6 Cxd6 36.Rf2 Rf8 37.Re3 Re7 38.Rd4 Rd7 39.Rc5 Tc7 40.Cc3 Cf5 41.Ce4 Ce3 42.g3 f5 43.Cd6 g5 44.Ce8+ Rd7 45.Cf6+ Re7 46. Cg8+ Rf8 47.Cxh6 gxf4 48.gxf4 Rg7 49.Cxf5+ exf5 50.Rb6 Cg2 51.Rxb7 Cxf4 52.Rxa6 Ce6 53.Rb6 f4 54.a6 f3 55.a7 f2 56.a8=D f1=D 57.Dd5 De1 58.Dd6 De3+ 59.Ra6 Cc5+ 60.Rb5 Cxb3 61.Dc7+ Rh6 62.Db6+ Dxb6+ 63.Rxb6 Rh5 64.h4 Rxh4 65.c5 Cxc5 (1/2 1/2).

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.