Bayamo arde otra vez

Antes de los duelos pactados para este miércoles, la tabla de posiciones exhibía un triple empate en la cima entre los equipos de Granma, Guantánamo y Ciego de Ávila, todos con balance de dos triunfos y un revés

Autor:

Raiko Martín

Más allá del intenso calor imperante en todo el archipiélago, en estos días las temperaturas beisboleras andan por las nubes en la ciudad granmense, donde al cierre de esta edición se disputaba la cuarta fecha de la final correspondiente a la segunda edición del Campeonato Nacional para jugadores menores de 15 años.

Antes de los duelos pactados para este miércoles, la tabla de posiciones exhibía un triple empate en la cima entre los equipos de Granma, Guantánamo y Ciego de Ávila, todos con balance de dos triunfos y un revés.

Según reporta el colega Ibrahim Carrillo en su blog Zona de Strike, durante su tercera presentación los anfitriones tuvieron que venir de abajo para dejar tendido sobre el césped del estadio Mártires de Barbados al elenco de Pinar del Río con pizarra de 5-4.

La novena local había debutado con éxito gracias a un similar marcador frente a la representación avileña, pero después cedió —también en duelo que superó las nueve entradas— frente a la tropa de La Habana, subcampeona en la anterior edición del torneo.

Mientras, los muchachones llegados desde el Guaso siguieron deshaciendo pronósticos al someter por 6-5 a los capitalinos, lo que unido a su éxito en la jornada anterior sobre los vigentes monarcas de Villa Clara por 9-7, posibilita su privilegiada posición y dispara sus opciones de medalla. El único tropiezo guantanamero sucedió en el debut, al caer por blanqueada de 6-0 ante la novena de Pinar del Río.

Por su parte, el equipo de la tierra de la piña propinó otro duro varapalo a los reyes villaclareños con un apretado triunfo por 9-8. Un día antes habían aventajado a los vueltabajeros en extrainning con pizarra de 7-6, para así recuperarse de un arranque incierto ante los locales.

Un vistazo a los marcadores de los primeros nueve enfrentamientos es suficiente para calibrar la intensa rivalidad que ha existido sobre el diamante, pues cinco se han definido por la mínima diferencia, y de ellos tres han superado las nueve entradas de juego.

En el orden individual —antes de los juegos del miércoles— el capitalino Lesdián Coello encabezaba a los bateadores con promedio ofensivo de .625, gracias a sus cinco imparables en ocho veces al bate. El pinareño Yerandy Caro era líder en hits con seis, y el local Michel Quintana era el máximo impulsador con ocho remolques.

Entre los lanzadores, seis mantenían intacto sus promedios de carreras limpias, ninguno igualaba los dos triunfos sin revés del avileño Franny Cobos, y el guantanamero Abdial Cobas era el más ponchador con nueve rivales retirados por la vía de los strikes.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.