Dos por los diamantes

En la tercera parada de la Liga del Diamante que se disputa este fin de semana en Eugene, Estados Unidos, busca medalla la discóbola cubana Yaimé Pérez y el triplista antillano Ernesto Revé

Autor:

Abdul Nasser Thabet

Hace poco me «recomendaron» que bajara el hacha, porque en ciertos círculos estaba molestando con tanta crítica e inconformidad. Pero como no escogí este oficio para esperar buenas caras, tengo que afilar el instrumento y tratar de cortar aunque la cuerda de mis líneas hoy se afine dentro de la tercera parada de la Liga de Diamante y el desempeño de nuestros dos representantes, algo a todas luces sin mucho conflicto. Un par de cubanos se enlistaron en Eugene, Estados Unidos, pero al momento de redactar el presente artículo la discóbola Yaimé Pérez aún no terminaba su concurso.

Nuestra muchachita la tenía bien dura para subir al podio, pues cinco de las aspirantes ostentaban mayores envíos de por vida, aunque en la vigente temporada solo tres la superaban. Hace unos días había conseguido su mejor marca personal, con un disparo de 66,03 metros en el Memorial Barrientos de La Habana, por lo que no pocos oráculos de esquina vaticinaban algún regalito dentro de su cartera.

Aquí evidentemente se luchaba por la plata y el bronce, ya que el oro tenía nombre y apellidos. Sandra Perkovic, el abuso personalizado, asistió para hacer valer su condición de reina olímpica y planetaria. Pocos mortales en esta tierra pueden plantarle cara a la croata.

En la prestigiosa justa también se inscribió el triplista Ernesto Revé, otra novel figura en ascenso que promete gloria a borbotones y que a sus 22 años alardea con el subtítulo del Campeonato Mundial bajo techo, celebrado en Sopot, Polonia, dos meses atrás. La batalla de los saltamontes se pactó para hoy y sonaban los estadounidenses Christian Taylor, monarca bajo los cinco aros de Londres 2012, y Will Claye, plateado en esa misma olimpiada. Veremos cómo le va al guantanamero, dueño del estirón más impresionante de la campaña entre los inscritos y el tercero del año (17,58).

Sin embargo, para los cubanos amantes de esta prueba la alerta pasa por otro filtro. Uno de los principales exponentes de la Mayor de las Antillas se perdió el certamen norteño, en tiempos en los que el atletismo, y el deporte cubano en general, precisan aunar esfuerzos, no seguir perdiendo soldados. Preocupa el hecho de que Pedro Pablo Pichardo, subcampeón en la cita universal absoluta de Moscú 2013, bronce mundialista en tierras polacas, líder en el actual escalafón de la IAAF (17,76 metros) y tercero en el ranking por el diamante de 2013, esté borrado del mapa, ausente en la lista de competiciones del año que ya anunció la Comisión Nacional.

No entraré en los detalles de la sanción que pesa sobre el muchacho de 20 abriles, ni en los motivos, ni en los reclamos, ni en su falta. El caso es que cada vez son más los atletas jóvenes y talentosos que perdemos por una u otra razón. En ellos radica gran parte del futuro de nuestro movimiento deportivo.

Regresando a Eugene, les adelanto que si son fanáticos a la adrenalina en grandes dosis y en apenas unos segundos, no pueden perderse el show del hectómetro este sábado, pues como casi siempre —aun sin el marciano Usain Bolt— hipnotizará a medio globo terráqueo. La presencia de un revitalizado Justin Gatlin, dueño del crono cimero de 2014 (9,87), asegura emociones, sobre todo conociendo que pugnará con los jamaicanos Nesta Carter y Nickel Ashmeade, así como con el francés Jimmy Vicaut.

En la final de los 200 metros femeninos destacan la estadounidense Allyson Felix, la jamaicana Shelly-Ann Fraser-Pryce, la nigeriana Blessing Okagbare y la norteña Kimberlyn Duncan. Además, estará el keniano David Rudisha, recordista mundial en la doble vuelta al óvalo (1.40,91 miutos) y rey en la cita estival de Londres, entre otros colosos del campo y pista.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.