La soledad de la colina

Las novenas involucradas en el certamen cumplieron sus primeros 15 desafíos del calendario y existen ya punteros definidos

Autor:

Raiko Martín

De forma directa, solo los equipos que lideren los cuatro grupos del inédito Campeonato Nacional sub-23 de beisbol avanzarán a la siguiente instancia, porque los otros dos boletos corresponderán a los mejores segundos lugares sin distinción de llave.

Es por eso que llegar hasta la cima de la tabla, y luego mantenerse, es la meta de las novenas involucradas en el certamen. Este sábado, cuando cada equipo cumplió sus primeros 15 desafíos del calendario, existen ya punteros definidos.

En el grupo A, por ejemplo, se deshizo el abrazo en la colina con otro triunfo de Artemisa y el tropiezo pinareño. La versión menor de los Cazadores necesitó 11 entradas para someter a la Isla de la Juventud por 10-5, con triunfo de Yanier Vera y revés de Eliecer Padrón. Mientras, los vueltabajeros sucumbieron con cerrado 3-4 ante los anfitriones matanceros, y ahora comparten con estos el segundo escaño. El desafío lo ganó Luis A. Ramos, lo perdió Lázaro León y hubo rescate de Noel Ortiz.

Asimismo, los locales de Cienfuegos tomaron la punta en solitario luego de doblegar con ajustado 6-5 a La Habana, con la que compartía privilegios. Ambos elencos conectaron nueve imparables, pero entre el de los sureños estuvo el vuelacercas de José Tellería, que apuntaló el éxito de Lázaro Águila. Hubo rescate de José Córdoba, y el diestro Pavel Pino encajó la derrota capitalina.

En ese mismo segmento Mayabeque se mantuvo al acecho después de blanquear por 7-0 a Villa Clara, con buen crédito para Eduardo Luzardo y descalabro a la cuenta de Eduardo Ferrer.

Por su parte, en el segmento C, con asiento en Ciego de Ávila, los «Tigresitos» se afincaron en la cabeza de la tabla al disponer por 4-2 del sotanero equipo espirituano. Dadnel Díaz, apoyado en efectivo relevo de Camilo Tamayo, consiguió el triunfo que afectó a Darián Roda.

Un paso atrás dieron sus escoltas tuneros, ahora noqueados en siete entradas por la tropa agramontina, con pizarra de 11-1. Una docena de hits conectaron los camagüeyanos, entre ellos los cuadrangulares de Luis González y Henry Quintero, para acompañar la victoria de Lisander Hernández —el salvamento fue de Yosimar Pousín y la derrota fue al aval de Alaín Martínez.

Por último, Santiago de Cuba continuó su indetenible paso en el apartado D al batir por 3-2 a los anfitriones holguineros, con buena faena de Ulfrido García y notable relevo de Florencio Maletá. El local Ernesto Hernández cargó con el revés.

Mientras, Guantánamo se encajó más en el fondo de la tabla al recibir una lechada de 0-4 frente a Granma. José Rodríguez como ganador y Jorge Torres como relevista compartieron la gloria que dio la espalda a Ramón Rondón.

Muy bien le vendrá a todos los equipos el descanso dominical, para reiniciar mañana las acciones en las mismas sedes.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.