Sorpresa con zapatillas

La selección cubana sub-21 derrotó 2-1 al favorito cuadro de Costa Rica, en el estadio Luis «Pirata» Fuentes

Autor:

José Luis López

VERACRUZ- Histórica, sorpresiva y categórica. Así se me antoja catalogar la victoria por 2-1 lograda este miércoles por la selección cubana sub-21 ante el favorito cuadro de Costa Rica, en el estadio Luis «Pirata» Fuentes, sede del torneo futbolístico de los XXII Juegos Centroamericanos y del Caribe Veracruz 2014.

La escuadra del técnico Raúl González Triana, pletórica de jugadores que asistieron a la Copa del Mundo sub-20 en Turquía hace un año, mostró un preciso trato al balón y ordenamiento en las zonas de contención y zaguera. Lo demás fue testosterona pura y acople en los trazos con la esférica.

Una de las pocas distracciones del colectivo, costó el gol tico en el minuto 30, cuando en el cobro del séptimo tiro de esquina, el central Erick Cabalceta la mandó a guardar con un bello disparo de zurda, sin dejar picar la bola,  inatajable para el cancerbero Sandy Sánchez.

Pero ahí mismo se tejió la remontada cubana. Salió a escena el talentoso volante creativo Héctor Morales -se había visto poco hasta ese momento- quien en el minutos 43 se internó por la izquierda, centró el balón y William Fernández lo anidó de cabeza en puerta propia. Empate a uno, cierre del primer tiempo... y estrategias en los vestidores.

Los cubanitos alistaron sus zapatillas para dar el zarpazo final, sabedores de que impondrían su mejor físico, en un tiempo complementario matizado por la presencia de una pertinaz llovizna. Y no hubo dudas: pasearon la distancia y pudieron caer varios goles. Pero lo importante fue que en el minuto 63, el volante de contención Jorge Luis Clavelo -se gastó un partidazo-, recuperó la esférica, avanzó varios metros, se la cedió a Arichel Hernández y este disparó a puerta. El portero Jorge Jara la despejó, pero le cayó delante al ariete Maykel Reyes, quien no desperdició la oportunidad y puso el 2-1 decisivo.

«Yo conozco a Costa Rica. Buscan irse arriba para luego jugar al contraataque. Y lo consiguieron por una desatención defensiva. Pero los muchachos no se amilanaron, llegó el autogol y les ordené que había que hacerlos correr en el segundo período. Ganamos una batalla, pero no la guerra», declaró emocionado Triana a JR tras culminar el duelo, aclarando que más tarde iría a ver el cotejo de Haití-Venezuela, sus rivales del grupo. Cuba jugará mañana contra los haitianos y cierran la clasificatoria el domingo, frente a los morochos.

Mientras, Clavelo citó como eje del triunfo la total entrega en el terreno. «El equipo jugó muy seguro y unido. Hubo compenetración en la cancha y mucho trabajo en el mediocampo. Cuando se juega así, se debe ganar», comentó Clavelo.

Entretanto, Reyes, el goleador del juego, habló de lo bien que se entiende sobre la cancha con los enganches del equipo, especialmente el capitán Jordan Santa Cruz, quien con algunos dolores en la zona inguinal, le pidió a Triana que lo dejase jugar.

«Soy la referencia en el ataque y mi función es anotar. Este es un equipo que lleva dos años trabajando junto. Ya marqué en la Copa del Mundo de Turquía y es un placer enorme anotar en estos Juegos», aseveró Reyes.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.