El monólogo del desbalance - Deporte

El monólogo del desbalance

Los gladiadores cubanos se alzaron este martes con los cuatro títulos disputados. Hoy cierra el certamen de lucha greco, y la escena queda lista para la actuación del pinareño Mijaín López

Autor:

José Luis López

VERACRUZ— Realmente, este martes hice un trillo entre los pabellones de lucha y boxeo, con sede en el World Trade Center, de esta ciudad. Pero el fin lo ameritaba: en ambos competían deportistas cubanos con reales posibilidades de acceder a lo más alto del podio de premiaciones.

En cuanto a la modalidad de lucha grecorromana, hubo un monólogo de volteos y desbalances de los gladiadores de la Isla, que merced al pálido nivel de sus contrincantes, se alzaron con los cuatro títulos disputados.

Sin dudas, la más «sonada» fue obra de Ismael Borrero (59 kg), quien derrotó por superioridad técnica al dominicano Jansel Ramírez. ¿Por qué trascendental? Porque en ese momento, Cuba se fue delante de México en el medallero dorado (74 por 73). Y eso le agradó al santiaguero, más allá de vencer por superioridad técnica (8-0) a su rival.

«Esta es la tercera vez en el año que lo derroto. Yo no le doy espacio libre a mis rivales. Él es muy fuerte, no se cansa y hay que salir duro. Me alegra haber sido quien ponga a Cuba delante, porque toda la delegación cubana persigue ese objetivo», comentó Borrero a JR.

Mientras, Miguel Martínez (66), venció por 6-2 al colombiano Jair Cuero, merced a un supersónico volteo de cadera y brazo, además de un desbalance. Puro trámite, de verdad.

Pero como si eso fuera poco, luego fue al colchón el subcampeón mundial Pablo Shorey (85). No quisiera haberme visto en el pellejo del venezolano Alexander Brazón, quien se pasó todo el tiempo rehuyendo el combate. Al punto de que, faltando seis segundos y con desventaja de 0-6, le extendió la mano al cubano. No pudo hacer menos que entregarse. Fin de la historia y del desigual pleito.

Y finalmente, el «paseo» sobre el colchón lo cerró el pinareño Yasmani Lugo (96), quien se deshizo por superioridad técnica (8-0) del experimentado venezolano Erwin Caraballo.

Hoy cierra el certamen de lucha greco. Y la escena quedó lista para la actuación del pinareño Mijaín López (130), dueño de cinco títulos mundiales y dos olímpicos... pero aún sin corona centroamericana y caribeña.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.