Mijaín y el clavo en la pared - Deporte

Mijaín y el clavo en la pared

El bicampeón olímpico y cinco veces titular del orbe Mijaín López regresará a la Isla con el cetro del torneo de lucha grecorromana de los XXII Juegos Centroamericanos y del Caribe, único trofeo que le faltaba en su vitrina

Autor:

José Luis López

VERACRUZ— No por esperado y cómodo en su «captura», deja de tener especial repercusión el cetro del bicampeón olímpico y cinco veces titular del orbe Mijaín López (130 kilogramos), en el recién finalizado torneo de lucha grecorromana de los XXII Juegos Centroamericanos y del Caribe, con sede en el World Trade Center, de esta ciudad.

Como ya escribimos, en el bolso de mano del ídolo de Herradura regresará a la Isla el único trofeo que le faltaba en su vitrina a este gigante bonachón, todo un ejemplo de entrega sobre el tapiz.

Con su tradicional sentido del buen humor, Mijaín accedió a conversar con los lectores de Juventud Rebelde.

—¿Otra corona para el mismo abanderado?

—Parece una casualidad, pero ojalá y siempre que exista un evento múltiple, decidan darme la bandera para pasearla en la ceremonia de inauguración. Cada vez que la he portado, he cumplido con mi delegación y no he defraudado a mi pueblo, que siempre espera una medalla de oro mía.

—Entonces, ¿feliz por acceder al título que se le había hecho ajeno?

—En Cartagena de Indias 2006, no pude luchar porque no asistió la cantidad mínima de contendientes para que se desarrollara el evento. Pero ya ves, en esta ocasión sí habían competidores, y lo conseguí sin problemas. No llegué con grandes expectativas porque mis rivales del área me conocen y sabían que no tenían posibilidades de arrebatármelo. Pero como dicen ustedes, prestigié la competencia y eso también me hace feliz.

—¿Para dónde va esta medalla de oro?

—Este es un premio al sacrificio de toda una vida dedicada a la lucha. Entonces, te aseguro que mi mamá encontrará un lugar en la pared para colocar el clavo del que colgará este medalla de oro.

—Pero como está en perfectas condiciones físicas, es muy probable que ella deberá buscar otros clavos. ¿Qué me dice?

—Desde que la FILA le aumentó el peso a la máxima división, tengo menos dificultades para mantenerme activo. Por eso, pienso que si me cuido bien del peso y no me detiene ninguna lesión, ella (su mamá) tendrá que arreglárselas para poner las preseas de oro que pienso obtener en los Juegos Panamericanos de Toronto 2015, en el venidero Campeonato Mundial y en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.