Domadores se fueron a la guerra

Cuba derrotó 4-1 a los Guerreros de México en la continuación de la V Serie Mundial de Boxeo

Autor:

José Luis López

Los monarcas exponentes Domadores de Cuba siguen «viento en popa» en la V Serie Mundial de Boxeo (WSB, por sus siglas en inglés). Este sábado, como visitantes en el Gimnasio Olímpico de Aguascalientes, mantuvieron su invicto al derrotar 4-1 a los Guerreros de México, en la quinta semana de la actual temporada.

Solo hubo una fisura, cuando en la primera pelea el campeón panamericano Joselito Fernández (49 kg) derrotó al joven Johanys Argilagos para evitar la barrida. El anfitrión cumplió los pronósticos. Mostró su mayor experiencia sobre el ring, llevó el ritmo del combate, llegó en varias ocasiones con sus swinnes a la anatomía del camagüeyano y supo bloquear los golpes que le enviaron. Triunfo  por 3-0 (48-47, 49-45, 48-46), que quebró el invicto cubano y lo dejó en 20 éxitos al hilo.

Pero este desliz —aunque esperado— no melló el ímpetu de los Domadores, que iban decididos a continuar intocables, conocedores de que poseían mejor aval y esgrima boxística, algo que les faltaba a los Guerreros. En el segundo pleito, hubo mucho intercambio entre Andy Cruz (56) —quien se viró a la zurda y a la derecha en su debut en WSB—, frente al mundialista Brian Morales, un fajador incansable, que falló mucho en su ataque. El matancero aprovechó esa brecha y le ganó a puro contraataque. El veredicto fue 3-0 (triple 49-46).

Luego, se acrecentó el dominio de los Domadores, que tributaron a sus rivales dos revanchas consecutivas de los pasados Juegos Centroamericanos y del Caribe, en Veracruz. Primero, el mediano Arlen López —aunque abusó bastante del boxeo con guardia baja— sacó mejor partido con sus combinaciones y movimientos laterales frente a Misael Rodríguez, a quien superó 3-0 (triple 49-46). Y después, el doble medallista de plata mundial, Yasnier Toledo (64), volvió a pasear la distancia ante Raúl Curiel, repitiéndole los mismos argumentos que en Veracruz: la mano siempre arriba, jab de derecha combinado con rectos y ganchos de izquierda, para hacerle levantar la cabeza. Por eso, los jueces lo premiaron con otro 3-0 (triple 50-45).

Y ahí mismo cayó el telón del cartel, ya que el crucero Erislandy Savón había derrotado en la báscula a Daniel Paniagua, excedido de peso.

Tras este cómodo resultado, Cuba mantuvo su invicto en cinco semanas, llegó a 15 puntos, con 24 éxitos y este único fracaso de Argilagos. La próxima presentación de los Domadores será el viernes frente a la franquicia británica Corazón de León, en la Ciudad Deportiva capitalina.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.