Domadores fueron «rompecorazones»

El equipo cubano se impuso este jueves 5-0 a la franquicia británica Corazones de León. Tras este resultado, los Domadores mantienen su invicto y lideran ampliamente el grupo A eliminatorio

Autor:

José Luis López

Que se preparen los Domadores de Cuba, porque no me parece probable que los vuelvan a invitar a Londres. Los alumnos del técnico Rolando Acebal «abusaron» allí este jueves y le recetaron paliza de 5-0 a la franquicia Corazones de León británicos, en la Copper Box Arena, en la semana 13 de la V Serie Mundial de Boxeo.

Domadores ya habían asegurado el cupo directo a semifinales. Entretanto, el quinteto europeo, eliminado de toda posibilidad de acceder a los cuartos de final, mostró muy poca alcurnia. Y se cumplió la máxima del boxeo: pegar y que no te peguen. Sí, porque los visitantes se cansaron de magullar al rival de turno… sin apenas recibir golpes, merced a su mejor arsenal técnico.

Numéricamente, solo un combate de los tres que llegaron al final no mostró votación unánime, pues un juez incapaz de ver lo que ocurría sobre el ring, ¡vio ganar al local! Ese fue el veredicto de 2-1 (47-48, 50-45, 48-47) a favor de Joahnys Argilagos (49 kilogramos) contra Joseph Maphosa, muy activo, pero con carencias defensivas para evitar los golpes en serie del camagüeyano.

Pero de ahí en adelante, hubo un evidente «atropello» de los púgiles cubanos, al extremo de que algunos ganaron rounds por votaciones de 10-8 y dos terminaron antes del límite de tiempo.

A saber, el pluma Andy Cruz mantuvo su invicto en cinco presentaciones, tras vencer por 3-0 (48-47, 50-45, 49-46) a Sean McGoldrick, a quien dos de los jueces le vieron salir airoso en el primer asalto ante el escaso intercambio del matancero. Al llegar a la esquina, Acebal le quitó el protector bucal… y también le «haló las orejas». Andy se llamó a capítulo, impuso su ritmo de pelea y le pegó repetidas sartas de golpes con ambas manos y en las tres distancias durante los cuatro restantes rounds.

Luego, el doble subcampeón mundial Yasnier Toledo (64) fue «madurando» a Samuel Maxwell y en el quinto round lo remató con varios rectos de izquierda al rostro. A falta de 27 segundos para el final, el árbitro detuvo el desigual pleito.

Y el mediano Arlen López no tuvo piedad ante el indefenso Troy Williamson. Incluso, llegó a amenazarle con una mano e impactarle con la otra, tanto en la media como en la larga distancia. El fallo mostró la evidente superioridad: 3-0 (doble 50-43 y 50-44).

Finalmente, Erislandy Savón (91) cerró el cartel con firma propia: potente gancho de derecha al mentón para enviar a la lona al refuerzo rumano Jitaru Ionut-Mirel, en el segundo asalto. Y el árbitro, concienzudamente, ahí mismo paró la paliza.

Tras este resultado, los Domadores mantuvieron su invicto y lideran ampliamente el grupo A eliminatorio, con 39 puntos, merced a  58 combates ganados y solo siete perdidos.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.