Dulce venganza azulgrana

El Barcelona español venció 3-0 al Bayern Múnich alemán, en una noche brillante para Lionel Messi, y colocó un pie en la final de Berlín.

Autor:

Osniel Velazco Hernández

Dos años debió esperar el Barcelona español para cobrar las cuentas pendientes desde las semifinales de 2013 con el Bayern Múnich alemán, cuando los teutones arrollaron a un diezmado conjunto culé. Sin embargo, este miércoles «se viró la tortilla» en el partido de ida de la semifinal de la Liga de Campeones del fútbol europeo, y los catalanes, guiados por un Lionel Messi inmenso, sellaron un triunfo por 3-0.

El resultado puede parecer engañoso, pues el marcador se mantuvo intacto hasta bien entrado el segundo tiempo. Corría el minuto 77 cuando Messi frotó la lámpara y sacó un disparo desde el borde del área que venció al arquero Manuel Neuer.

Solo tres minutos después, el argentino volvió a hacer de las suyas, al definir de zurda con su «vaselina», que ya es marca personal, para dejar la eliminatoria encarrilada.

El Bayern se vio sin fuerzas para buscar el descuento y fue rematado cuando Neymar encontró un rebote, se lanzó hacia la puerta rival, y solo frente al guardameta sentenció el partido.

Este resultado deja contra las cuerdas al Bayern de Guardiola, que el próximo martes deberá golear 4-0 en su feudo para poder llegar a la final.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.