Otro crucigrama para resolver

La selección masculina cubana de voleibol llegó dividida en dos grupos a Detroit, donde a partir de mañana animará, junto a otros tres elencos, el torneo Final Four de la Confederación Norte, Centroamericana y del Caribe, clasificatorio para la venidera Copa del Mundo

Autor:

Raiko Martín

Después de un retardado traslado, la selección masculina cubana de voleibol llegó dividida en dos grupos a Detroit, donde a partir de mañana animará, junto a otros tres elencos, el torneo Final Four de la Confederación Norte, Centroamericana y del Caribe (Norceca), clasificatorio para la venidera Copa del Mundo.

El grupo bajo las órdenes de Rodolfo Sánchez no tuvo un fin de semana feliz, pues debutó en el segundo nivel de la Liga Mundial con par de fracasos en Calgary ante los anfitriones canadienses, precisamente sus rivales en el inicio de este nuevo y complicado examen.

En esa fría urbe, la escuadra cubana no pudo ganar su primer set en la Liga Mundial, en parte, porque su característico poder de fuego estuvo por debajo de lo esperado. Como atenuante quedó la inesperada lesión del auxiliar Lázaro Fundora y la poca efectividad de las alternativas con que cuenta el estratega cubano para suplir la sensible pérdida.

Ese cruce inicial, pactado para las 4:00 p.m. en la sede y en nuestro país, será casi definitorio si se tiene en cuenta la superioridad del elenco local —segundo oponente de los cubanos—, y pensando que nuestros muchachos todavía están a un paso por delante de los mexicanos, frente a quienes cierran el programa del certamen que tendrá por escenario al COBO Center de Detroit.

Sin duda alguna, el equipo estadounidense, dirigido por John Speraw, es el principal candidato a conseguir uno de los dos boletos en juego para asistir a la lid del planeta, programada entre el 8 y el 23 de septiembre, en Japón.

El equipo comenzará el próximo fin de semana su andar por el máximo nivel de la Liga Mundial al recibir en el Galen Center, de Los Angeles, a la selección de Irán, y cuenta con una nómina de probada calidad en la que repiten varios campeones de la anterior versión del torneo, como Taylor Sanders, Matt Anderson, David Lee y Paul Lotman.

Además, pudiera hacer su reaparición el tres veces olímpico —y campeón en 2008— Reid Priddy, quien pasó gran parte de la pasada temporada recuperándose de una rotura de ligamentos.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.