Revancha dorada entre amigas - Deporte

Revancha dorada entre amigas

El desafío entre las judocas latinas Paula Pareto y Dayaris Mestre, favoreció a la cubana

Autor:

Norland Rosendo

TORONTO.— Hubo que esperar a un duelo entre dos amigas para que Cuba ganara su primer oro en estos Juegos Panamericanos. Hace cuatro años se dio la misma final de anoche en la división de 48 kilogramos del judo, entre la argentina Paula Pareto y Dayaris Mestre. Aquella vez se impuso la gaucha. Ahora, la espirituana.

Este título le devuelve a la Mayor de las Antillas el dominio en este peso, después que Pareto rompió en Guadalajara la cadena de cinco coronas consecutivas.

El tiempo reglamentario terminó sin marcarse ninguna de las dos, aunque hubo una amonestación por bando y acciones todo el tiempo que mantuvieron en vilo a los espectadores en el Centro deportivo de Mississauga. La decisión por waza-ari, sobrevino en el tiempo extra o de punto de oro.

Ante la pregunta: ¿qué hiciste ahora que violaste en Guadalajara?, Dayeris respondió emocionada y mirando para Ronaldo Veitía: «cumplí las indicaciones de mi entrenador. Ahí estuvo la diferencia entre aquel resultado y este», añadió.

Llorosa aún, le dedicó este éxito a su familia, a todo Sancti Spirítus, a Cuba. Sobre su adversaria, dijo que son grandes amigas fuera del tatami. «Unas veces gana ella, otras yo. Y siempre nos saludamos y nos deseamos suerte».

Igual se manifestó la gaucha al preguntársele por la cubana. «Cuando veo que me derrota una atleta que se esfuerza tanto como yo, no me conformo, pero me siento feliz».

Este sábado Cuba sumó dos preseas de bronce en el judo. Una fue al cuello de Yandry Torres, en la división de 60 kilos masculina, quien superó al anfitrión Sergio Pessoa por ippón. «Es una presea muy reconfortante, declaró su entrenador Justo Noda, pues su pronóstico era ocupar el quinto puesto». El otro tercer lugar lo ganó Gretter Romero (52 kg), al proyectar a la ecuatoriana Diana Díaz.

La sorpresa de la velada fue la victoria del ecuatoriano Lenin Preciado sobre el favorito brasileño Felipe Kitadai, en la final de los 60 kilos. Fue un ippón tan rápido que no dejó a los hinchas del perdedor abrir la boca siquiera.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.