El «eléctrico» del colchón

Yasmany Lugo firmó una sorpresiva pero agradable medalla de plata en los Juegos Olímpicos

Autor:

José Luis López

RÍO DE JANEIRO.— Les llamamos «eléctricos» a esos atletas que no acuden a un evento con etiqueta de favoritos y se suben al podio de premiaciones. Y en ello se convirtió este martes el luchador grecorromano Yasmany Lugo (98 kilogramos), quien, paso a paso y con el corazón apoyando sus intentos de desbalances y pases atrás, firmó una sorpresiva pero agradable medalla de plata en los Juegos Olímpicos, con sede en esta ciudad.

En la Arena Carioca 2, el pinareño derrotó primero al chino Xiao Di por 2-0. Ambos puntos fueron conseguidos al moverse rápido y lograr un pase atrás en el primer período.

Entonces, me fui a entrevistarlo a la zona mixta y me dijo: «Te hablo más tarde». Al parecer, quería mantenerse bien concentrado para el escabroso combate que se le avecinaba contra el iraní Ghasem Rezaei, campeón olímpico de Londres 2012.

Pero el vueltabajero no se amilanó. Le «entró por los ojos». Lo empujó con saña y lo sacó del colchón, le tiró un desbalance y finalmente le ganó por 4-0.

Así, seguía intocable, con seis puntos a favor y ninguno en contra. Más tarde, enfrentó al sueco Carl Schoen, quien tampoco escapó de sus agarres de tronco y empujes para sacarlo del colchón. Victoria por 3-0.

Pero en la gran final, Lugo no pudo con la potencia del bicampeón mundial Artur Aleksanyan, la llamada «Bestia de Gyumri», por el nombre de la localidad armenia donde nació. Lo intentó, mas el rival jamás cedió. Todo lo contrario. Fue más fuerte, logró ponerlo pasivo y fructificó, con un desbalance, una ventajosa penalidad en posición de cuatro puntos.

«Estoy muy conforme con mi trabajo. Gané tres peleas, incluida una por 4-0 ante el campeón olímpico de Londres. Además, con mi medalla de plata apoyé a mi equipo, que terminó en el primer lugar de estos Juegos», aseveró Lugo tras finalizar la premiación.

Esta ha sido la mejor actuación histórica de la lucha greco cubana en citas bajo los cinco aros, pues con solo cinco gladiadores, firmó dos medallas de oro (Ismael Borrero y Mijaín López) y esta de plata alcanzada por Lugo.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.