Un voto por el control del balón

La selección colombiana se alzó con el título en la Copa Panamericana de voleibol femenino sub 18 años, tras vencer a Cuba 3-0

Autor:

José Luis López

Ya es historia la Copa Panamericana de voleibol femenino sub 18 años. La selección de Colombia se alzó con el título, luego de vencer en semifinales al favorito cuadro de República Dominicana por 3-2 y a Cuba sin grandes contratiempos, 3-0 en la gran final.

En cuanto a la demostración de Cuba en sus cinco partidos, creo que son transparentes las declaraciones del técnico pinareño Juan Carlos Cruz: «Yo veía más posibilidades, pero nos faltó un mejor control del balón». Las cubanitas continuaron aferradas a la tradición de las tricampeonas olímpicas Morenas del Caribe: la potencia en el ataque. Según los dígitos del certamen, en el orden individual, la auxiliar Ailama Cesé devino mejor atacadora, con un 48.73 por ciento de efectividad en sus 158 intentos, seguida de la opuesta dominicana Yanlis Feliz (48.65, en 74). La también auxiliar cubana Elizabeth Vicet fue cuarta (40.26, en 154). Estas dos jóvenes fueron claves para que Cuba terminase como mejor equipo en el ataque (43.33, en 517 intentos), por delante de República Dominicana (40.39, en 557).

Mientras, en el servicio, la potencia de los brazos cubanos también surtió efectos, pues la mejor del certamen fue Vicet, quien en 67 acciones mostró 0.67 % de average por set. Detrás aparece la opuesta Daniela Siller (MÉX, 0.47), mientras que Ailama fue tercera (0.44). Por equipos, Cuba fue segunda (2.50 aces por set), solo superada por México (2.59).

Aunque se vieron dificultades en el bloqueo cubano, la central Yamisleydis Viltres fue segunda, con un average de 0.83 por set, detrás de la colombiana Valerin Carabali (1.11). Por equipos, Cuba se ubicó tercera (2.61 por set), a la zaga de República Dominicana (3.00) y del líder Colombia (3.16).

El segundo lugar de Cuba es plausible, pues presentó un equipo muy joven que no había topado contra nadie «de afuera», algo que sí solventaron los restantes conjuntos, como el propio Colombia, República Dominicana y Argentina. Además, se reunieron en enero y ese poco tiempo atentó contra una preparación más detallada.

Para Cruz, habrá algo vital que resolver en los próximos meses, de cara al Campeonato Mundial de Argentina, en agosto: mejorar en el recibo para iniciar un buen ataque. Además, se precisa evitar los errores no forzados y buscar más unidad y comunicación sobre la cancha.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.