Un amigo noble, alegre y fuerte

Lucius Walker,  reverendo  al frente de la caravana de la  amistad EE:UU. Cuba de nuevo entre nosotros, con su carga de amor

Autor:

Luis Luque Álvarez

La presencia del reverendo Lucius Walker ya es familiar entre los cubanos. Ha venido al frente de la XVII Caravana de la Amistad EE.UU.-Cuba con una carga de amistad, y el variado programa que desarrolla en la Isla lo hace prácticamente «incapturable».

Este martes, en la sede del Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos, donde compañeros del MINREX ofrecieron una detallada explicación a los caravanistas acerca de la implementación de la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA) y la Operación Milagro, pude finalmente abordarlo durante un receso, y accedió gustoso a mi solicitud.

—Ha sido realmente asombroso que esta vez hayan cruzado la frontera hacia México sin problemas con las autoridades norteamericanas...

—Ellos no nos dijeron por qué no llegaron a la frontera. Estamos preparados para encontrarnos en la frontera, pero no llegaron. (Ríe)

—No tiene explicación lógica.

—Preguntamos a algunos periodistas para averiguar, para recibir sus comentarios. Pero estuvimos en la ruta hasta México y no recibimos respuesta de ellos, ni de parte del gobierno, acerca de su reacción.

«Cada año el Departamento del Tesoro nos envía una carta para decirnos: “Estamos recordándoles que su viaje a Cuba va a ser ilegal”. Este año no nos la enviaron. No hemos tenido ninguna información de parte de ellos, o no quisieron luchar contra nosotros, porque en la batalla de relaciones públicas siempre pierden cuando nos enfrentan. Es posible también que estén esperando para atacarnos en nuestro regreso».

—Como sabe, ahora habrá un recrudecimiento de la hostilidad de gobierno norteamericano contra Cuba, con el denominado Plan Bush cuyas medidas adicionales fueron dadas a conocer hace unos días por el Departamento de Estado. ¿Qué opinión le merece?

—que el gobierno de EE.UU. presente un informe de este tipo, no es nada bueno. No hemos tenido la oportunidad de estudiarlo bien para determinar cuán malo es, pero sabemos que no es bueno. Nada de lo que ellos dicen lo es.

«Es una mezcla de desinformación con mentiras y amenazas. Dicen que apoyarán a Cuba a construir un sistema de salud pública de alta calidad. Es una broma, un chiste. Dicen que darán dinero para que los cubanos puedan ir a EE.UU. a estudiar Medicina u otras especialidades. Los ciudadanos estadounidenses que lean este informe, creerán que Cuba no tiene recursos para educar a sus jóvenes. ¿Y qué es eso? Están jugando con los cerebros de nuestros ciudadanos. Ni siquiera están dando dinero para reabrir las escuelas de Nueva Orleans. Tampoco dan becas para los estudiantes africanos o latinoamericanos para estudiar en EE.UU. pero dicen que darán diez millones de dólares para enviar a los cubanos a EE.UU.; para enviarlo a usted, por ejemplo, para aprender cómo ser periodista. Es ridículo. Es loco. No hay ninguna lógica en esto.

«Es una fórmula para la anexión de Cuba, a la que dicen que quieren “salvar”. Ayer estuve en un CDR en Pinar del Río, y pensaba en la posibilidad de traer a Bush para que viera con sus propios ojos esa comunidad noble, alegre, fuerte, patriótica, unida. Pienso que las personas alrededor de Bush le impiden ver con sus propios ojos la realidad».

—¿Y cree usted que a Bush se le pueda ocurrir algo que logre detener a los Pastores por la Paz?

—No. Ni a nosotros ni a la Brigada Venceremos. No van a pararnos. Si nos arrestan, el movimiento va a crecer. Si confiscan la ayuda que estamos trayendo, vamos a tener más ayuda, más personas van a ponerse en pie para construir un movimiento más grande. No hay ninguna manera en que puedan pararnos. Pueden molestarnos, sí; pero no detenernos...

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.