Opositores a la guerra se manifiestan frente a la Casa Blanca y el Capitolio

El movimiento antibelicista norteamericano se hizo escuchar este sábado en pleno corazón de Washington. Entre los clamores de paz, también se gritó: «¡Libertad para los Cinco!». Porque las injusticias, se ve, vienen todas del mismo saco

Autor:

Juventud Rebelde

WASHINGTON.— Miles de manifestantes, incluyendo las familias de soldados caídos, marcharon en Washington el sábado reclamando el fin de la guerra en Iraq, el regreso de las tropas norteamericanas y el juicio político al presidente George W. Bush.

Una multitud de 4 000 a 6 000 manifestantes se reunieron en las afueras de  la Casa Blanca antes de marchar bajo un cielo claro hacia el edificio del Congreso. Muchos blandían carteles que decían "Apoyen a nuestras tropas, paren la guerra" y "Juicio político a Bush".

Ciento noventa y siete personas, entre ellas docenas de veteranos de guerra  y activistas, fueron arrestadas al cruzar las líneas policiales. La policía  también utilizó gases para dispersar a la muchedumbre, según la coalición Act  Now to Stop War  End Racism (ANSWER), el grupo que organizó la marcha.

Entre los oradores de la manifestación estuvo la activista Cindy Sheehan, cuyo hijo Casey murió sirviendo en Iraq, y quien se convirtió en el estandarte del movimiento pacifista.

El 62% de los estadounidenses sostiene que la guerra fue un error, lo que representa el mayor porcentaje desde el comienzo del conflicto, en tanto el 59%  de la población señala que la actual lucha en Iraq no vale vidas estadounidenses, según un reciente sondeo.

Los últimos movimientos del Departamento de Defensa de los EE.UU. demuestran el fracaso de la táctica del refuerzo militar en Iraq, patrocinada por la Casa Blanca, subrayó este sábado el representante demócrata Tom Lanton, citado por PL.

Según el congresista, el aumento de las tropas norteamericanas en enero pasado fue un fiasco estratégico porque no logró el objetivo esencial de controlar la violencia en el país árabe en conjunción con las autoridades iraquíes.

«Técnicamente, el incremento de efectivos ha fallado. No hizo disminuir las acciones de la insurgencia y tuvo un alto costo político», sostuvo el demócrata de California, en respuesta de su partido a la alocución radial del presidente George W. Bush, emitida en la mañana.

Ahora la rama ejecutiva y la comandancia castrense en Iraq tienen la difícil misión de restaurar la credibilidad de una política desacreditada por el estancamiento de las tropas en el Medio Oriente, sostuvo el veterano legislador.

Según AFP, el presidente George W. Bush recordó en su mensaje radial que el comandante de las fuerzas de EE.UU. en Iraq, general David Petraeus, y el embajador de Washington en Bagdad, Ryan Crocker, señalaron ante el Congreso que las tropas enfrentan «grandes retos» para estabilizar el convulsionado país.

No obstante, a pesar de que las acciones de la insurgencia no han disminuido, el mandatario insistió en hablar de «mejores condiciones» sobre el terreno, y apuntó que unos 5 700 soldados volverán a EE.UU. hacia diciembre, mientras que entre 15 y 20 brigadas de combate se irán retirando hasta mediados de 2008.

El presidente, cuya estrategia es repudiada por casi dos tercios de los estadounidenses según sondeos, advirtió que un apresurado repliegue tendría costosas repercusiones para la seguridad de su país.

Durante la jornada, un atacante suicida provocó la muerte de ocho personas y dejó a otras 15 heridas cerca de un puesto de seguridad en el suroeste de Bagdad, informó Reuters.

La explosión ocurrió en el predominantemente chiíta distrito de Amil, y todas las muertes habrían sido civiles, agregó la policía iraquí.

El jefe de un grupo liderado por Al Qaeda en Iraq, dijo en una grabación de audio divulgada el sábado que la agrupación lanzará una nueva fase de ataques durante el mes sagrado musulmán del Ramadán.

Abu Omar al-Baghdadi, líder del autodenominado Estado Islámico en Iraq, dijo que la campaña se prolongará hasta mediados de octubre.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.