Media Luna boliviana: solo les queda el diálogo - Internacionales

Media Luna boliviana: solo les queda el diálogo

Autor:

Juventud Rebelde

Ministro de la presidencia de Bolivia, Juan Ramón Quintana reiteró la disposición del gobierno de acudir al diálogo con los prefectos opositores sin condiciones y con agenda abierta

La Paz, mayo 6.— Después de la consulta ilegal del 4 de mayo, el camino más prudente es el diálogo, dijo el ministro de la presidencia de Bolivia, Juan Ramón Quintana, quien recordó que este año deben realizarse los referendos dirimidor y de ratificación de la nueva Constitución.

En declaraciones al programa televisivo Cabildeo que reprodujo ABI, Quintana reiteró la disposición del gobierno de acudir a ese diálogo con los prefectos opositores sin condiciones y con agenda abierta, y con el propósito de compatibilizar el texto de la nueva Carta Magna con los estatutos autonómicos.

A eso apunta, dijo, la posición del presidente Evo Morales Ayma con su conducta franca, y sin ocultar su decisión de resolver los problemas de la forma más rápida «porque sabe que el país no espera y que los tiempos políticos tienen una deuda con el pasado», aseveró.

Quintana insistió en que si los prefectos se niegan o se resisten al diálogo se construirá un abanico con los actores sociales y políticos del país para iniciar un diálogo nacional, que permita convocar a un referéndum que se desprenda de la Asamblea Constituyente, para promover e impulsar el referendo dirimidor (que fije la pregunta relativa a la tierra en la Carta Magna) y el constitucional.

Quintana aseguró que la negativa de los prefectos a consensuar no debe verse como una fatalidad, o como un eslabón perdido, porque el Gobierno está obligado a cumplir con el mandato del pueblo, que es la convocatoria al referéndum dirimidor y al que debe validar el texto de la nueva Constitución Política del Estado.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.