¿Qué pasará con millones de refugiados ante la crisis financiera mundial? - Internacionales

¿Qué pasará con millones de refugiados ante la crisis financiera mundial?

El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados pide a donantes no cortar «las migajas de ayuda» a millones de personas sin refugio o alimentos

Autor:

Juventud Rebelde

¿Adónde irán los refugiados? GINEBRA.— La crisis financiera mundial no debe causar recortes en la ayuda a agencias humanitarias que puedan dejar a millones de personas sin refugio o alimentos, dijo el viernes el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), Antonio Guterres.

El ex primer ministro de Portugal dijo que los presupuestos de las agencias de ayuda eran una fracción de la cantidad que los gobiernos de Occidente habían inyectado a sus economías en las dos últimas semanas para rescatar a los bancos cuyas riesgosas estrategias los habían llevado al borde del colapso.

«Mi llamamiento es que esta crisis no debería socavar el apoyo a la acción humanitaria alrededor del mundo. Hablamos de migajas si comparamos las necesidades humanitarias con los paquetes de rescate financiero», dijo Guterres en una conferencia de prensa. «Si esas migajas se reducen, enfrentaríamos consecuencias drásticas (...) Temo por las personas de las que nos ocupamos», declaró, según Reuters.

ACNUR suministra alimentos, refugio y protección a 35 millones de personas desarraigadas alrededor del mundo y pedirá a los donantes en diciembre 1 600 millones de dólares para su presupuesto de 2009.

Pero muchos temen que los mayores donantes, tambaleantes por los efectos de la turbulencia en los mercados financieros mundiales, no sean tan «generosos» como en años anteriores.

Los refugiados ya han huido de conflictos, persecuciones o desastres naturales, lo que los incluye entre las personas más pobres y vulnerables del mundo, dijo Guterres.

EE.UU. donó más de 500 millones de dólares a ACNUR en el año fiscal 2008, dijeron funcionarios estadounidenses, lo que lo convierte en el mayor contribuyente. Pero ahora acaba de aprobar 700 000 millones de dólares para sacar de apuros a su industria financiera, y a pesar de ese «rescate» Wall Street sigue en picada, agregan analistas.

En este momento es imposible predecir el impacto de la crisis económica global en países en desarrollo o en «la ayuda externa de Estados Unidos", dijo Samuel Witten, subsecretario interino de Estado norteamericano, en una conferencia de prensa celebrada en Ginebra.

Entretanto, en Washington, en la sede del Departamento del Tesoro, están reunidos este fin de semana los ministros de Finanzas y banqueros centrales del G-7, el grupo de los países más industrializados del mundo, para intentar encontrar maneras de «calmar los caóticos mercados financieros», apuntó Reuters.

Sin embargo, no toman en cuenta el llamado de la ACNUR, no es tema en su agenda, que al parecer tampoco camina por una vía fácil.

El ministro de Economía italiano, Giulio Tremonti, no firmará el documento que calificó como «un texto escrito al viejo estilo, como si no hubiera pasado nada», y señaló que los bancos «tienen dinero» y deben ponerlo «a disposición de las empresas en función de su confianza», dijo EFE.

Además de los ministros del G-7 (Estados Unidos, Canadá, Francia, Reino Unido, Italia, Alemania y Japón) celebran sus encuentros paralelos la asamblea anual del Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.