Segundo ensayo nuclear de Corea del Norte

La ONU convocó a una reunión de urgencia del Consejo de Seguridad para pronunciarse sobre la prueba, aunque los miembros permanentes del Consejo ya expresaron su rechazo

Autor:

Juventud Rebelde

PYONGYANG, mayo 25.— La República Popular Democrática de Corea (RPDC) llevó a cabo otra prueba nuclear subterránea —la segunda desde octubre de 2006— según dio a conocer la agencia de noticias norcoreana KCNA.

El anuncio calificó la operación de exitosa y precisó que esta prueba es parte de las medidas tomadas para reforzar el disuasivo nuclear de la RPDC en función de su autodefensa de todas las formas posibles.

La KCNA aseguró que la prueba fue realizada de forma segura, tanto en lo que respecta al poder explosivo como al control tecnológico. También trascendió que tuvo una potencia superior a la anterior. Los resultados de este ensayo resolverán «problemas científicos y tecnológicos con el fin de aumentar el poder de las armas nucleares y desarrollar constantemente tecnología nuclear».

Por su parte, la ONU convocó a una reunión de urgencia del Consejo de Seguridad para pronunciarse sobre la prueba nuclear de Corea del Norte, aunque los cinco miembros permanentes del Consejo —EE.UU., Gran Bretaña, Francia, Rusia y China— expresaron independientemente su rechazo.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de China emitió una declaración en la que manifestó su oposición a la prueba nuclear norcoreana y a la proliferación de armas nucleares en la península coreana, reportó Xinhua.

Por su parte, el presidente sudcoreano, Lee Myung-bak, convocó a una reunión de emergencia para discutir las últimas novedades al otro lado de la frontera y creó un equipo para tratar la crisis, apunta la BBC.

El pasado 18 de abril, Pyongyang anunció su decisión de continuar reforzando sus medios de disuasión nuclear y de retirarse de las negociaciones a seis bandas para la desnuclearización de la península coreana.

Al mismo tiempo informaron su decisión de poner a funcionar nuevamente su reactor nuclear experimental de Yongbyon, que estaba prácticamente desactivado en virtud de los acuerdos conjuntos con China, EE.UU., Rusia, Japón y Corea del Sur.

«Según la lógica norteamericana, Japón puede lanzar un satélite porque es un aliado (de EE.UU.), pero nosotros no tenemos el derecho de hacer lo mismo porque tenemos un sistema diferente y no estamos sometidos a los norteamericanos», afirmó la Cancillería norcoreana en abril, tras la condena de la ONU por el lanzamiento de un satélite, que motivó la retirada de la RPDC del diálogo a seis bandas.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.