Coordinar asistencia y rescate, prioridades del gobierno haitiano

El presidente de Haití, René Preval, anunció que está en proceso de retomar el control del país y normalizar las operaciones de las diferentes instituciones del Estado

Autor:

Juventud Rebelde

PUERTO PRÍNCIPE, enero 21.— Algunos servicios a la población haitiana empiezan a ser restablecidos, dijo PL, en tanto el presidente René Preval afirmaba que el ejecutivo está en proceso de recuperar el control del país y regularizar las operaciones de las instituciones del Estado, cuyas sedes y funcionarios quedaron devastados por el terremoto de hace nueve días.

Sus declaraciones tienen lugar cuando Telesur dio cuenta de la apertura de campamentos que darán refugio a cerca de un millón de damnificados, a quienes ya empieza a llegar la asistencia humanitaria.

En sus declaraciones, Preval reiteró que la coordinación de la ayuda y la organización de las tareas de rescate son prioridad del gobierno, instalado provisionalmente en una comisaría cercana al aeropuerto internacional Toussaint Louverture.

Tales afirmaciones tienen lugar después de críticas a la forma en que militares de Estados Unidos colaboran con la seguridad de la nación haitiana.

Desde Canadá también se notificó que ese país enviará mil soldados para las llamadas fuerzas de estabilización de la ONU.

Mientras, PL reportó desde la capital que durante este jueves se reactivó la distribución de gas y llegaron las primeras remesas de dinero desde el extranjero.

Los bancos prevén abrir este fin de semana y limitarán provisionalmente la retirada de efectivo a 100 000 gourdes (unos tres mil dólares), la moneda local, y 2 500 dólares por día y cliente, a fin de poder extender el servicio al mayor número de personas, refirió el despacho.

Las miles de personas refugiadas en los jardines del Campo de Marte, punto emblemático de la capital frente al destruido Palacio Nacional, fueron receptores de la ayuda humanitaria, señaló AFP.

Según la agencia, a partir del jueves se puso en marcha un plan de acción conjunto franco-estadounidense para dar agua, comida, baños, lavabos y 600 tiendas de campaña a quienes permanecen en esa zona.

Mientras, la Cruz Roja Internacional anunció que 400 de sus miembros y miles de voluntarios haitianos aceleran la distribución de la asistencia. Un reporte fechado en Ginebra dijo que priorizan la distribución de enseres de higiene y cocina además de lonas, soga y mosquiteros, para cooperar en la subsistencia al aire libre de los cientos de miles que perdieron sus viviendas.

Aunque muchos han salido por sus medios de la capital y las imágenes televisivas mostraron nuevas carpas blancas para resguardar a los damnificados de la intemperie, la Oficina Internacional para las Migraciones (OIM) afirmó que alrededor de medio millón de personas continúan viviendo en las calles, en asentamientos improvisados.

La ONU afirmó que dispositivos brasileños preparan un campamento en el suburbio Croix des Bouquets que dará albergue a 30 000 personas. Además el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) prevé la construcción de casas para  otros 30 000 ciudadanos en ese lugar.

Tres buques con material humanitario descargaron en el muelle sur, reabierto solo para mercancía de primera necesidad, y se anuncia la pronta reapertura del puerto.

República Dominicana, por su parte, ofreció otro aeropuerto para recibir entre 120 y 140 aviones. Con ello, Haití dispondría de cuatro terminales donde descargar los donativos enviados de todas partes del planeta.

También se informó que la Cruz Roja Dominicana entregará tres mil pintas de sangre para los heridos que son atendidos en hospitales de ese país vecino, en tanto tropas de esa nación custodiarán el corredor humanitario abierto para transportar ayuda, labor que compartirán con efectivos de la Misión Internacional de Naciones Unidas para la Estabilización de Haití (MINUSTAH).

Por otra parte, Telesur afirmó que otros diez mil cuerpos de víctimas fatales recibieron sepultura, con lo que la cifra total se acercaría a los 90 000, a tenor con reportes anteriores.

Pero el panorama aún sigue siendo desolador en Haití, donde «barrios enteros están desiertos», comentó Vincent Houver, jefe de la Organización Internacional de Migraciones. «Los más pobres entre los pobres permanecen en la ciudad, pero mucha gente se ha ido de Puerto Príncipe», afirmó.

En medio de los esfuerzos por retornar la vida a la normalidad, dos réplicas de magnitud moderada sacudieron este jueves nuevamente Haití y despertaron el pánico en una población que aún no se recupera del terremoto, reportó Telesur.

De acuerdo con la información ofrecida por el Instituto Geológico Estadounidense (USGS en inglés), el primero de los movimientos fue de 4,9 y tuvo su epicentro a   65 km al oeste de Puerto Príncipe. La profundidad fue de 10 km y ocurrió a las 11h45 locales (16h45 GMT).

El segundo sismo se registró nueve minutos después y tuvo una magnitud de 4,8. El epicentro se ubicó a 40 km de la capital y tuvo una profundidad de 10 km.

Protección temporal para ilegales

Por otro lado, se informó desde EE.UU. que alrededor de 200 000 haitianos que viven ilegalmente en ese país podrán acogerse al Estatus de Protección Temporal, con lo cual podrán trabajar y circunstancialmente enviar dinero a sus familiares en Haití, dijeron fuentes migratorias.

El anuncio oficial de la medida había sido formulado ya por la secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, que luego ordenó la suspensión de las deportaciones, dijo el despacho.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.