Israel impide nuevamente ayuda humanitaria a Gaza

Pese a la oposición de los activistas, la embarcación fue obligada este lunes a cambiar su dirección hacia el puerto israelí de Ashdod. Esa acción atiza las tensiones ocasionadas por el ataque violento a la flotilla Libertad, ocurrido en aguas internacionales hace cinco días

Autor:

Prensa Latina

TEL AVIV, junio 5.— La marina de Israel abordó y confiscó este sábado el buque irlandés Rachel Corrie, que se dirigía a Gaza con ayuda humanitaria para los palestinos, cinco días después de la violenta agresión a una flotilla solidaria que dejó nueve muertos, y de la que esta embarcación formaba parte, reportó PL.

Lanchas militares de la armada sionista flanquearon el barco cuando navegaba por el Mar Mediterráneo en dirección a la Franja, bloqueada desde hace tres años por el Gobierno de Tel Aviv, y ordenaron a sus tripulantes y pasajeros sentarse en cubierta.

Fuentes militares israelíes mostraron un video y aseguraron que el abordaje del navío cargado de material sanitario, hojas y utensilios escolares, bicicletas, cemento y otros bienes, se produjo de forma «pacífica» y no se usaron helicópteros del ejército.

Sin embargo, voceros del movimiento pacifista Libertad para Gaza dijeron que hubo intimidaciones y que hombres armados ocuparon el barco —que no pudo zarpar antes por problemas técnicos—, para obligarlo a atracar en el puerto israelí de Ashdod, adonde fueron llevadas por la fuerza las seis naves de la flotilla Libertad.

Medios noticiosos regionales indicaron que la ocupación del barco ocurrió después de que su tripulación rechazó responder a cuatro órdenes de la armada israelí para que se dirigiera a Ashdod, y decidió continuar su travesía hacia la Franja de Gaza.

Los 11 activistas que iban a bordo están bajo custodia israelí. Entre ellos se encuentran la premio Nobel de la Paz Mairead Corrigan Maguire, según informó el enviado especial de la BBC a Asdhod, Andrew North, quien explicó que todos están siendo interrogados.

De acuerdo con autoridades israelíes, en Ashdod la carga del Rachel Corrie —nombre de una pacifista estadounidense muerta por una agresión israelí en Gaza en 2003— será inspeccionada, para luego, según afirmaron, enviarla al enclave palestino por tierra.

El pasado lunes, lanchas y helicópteros militares israelíes cercaron el barco Mavi Marmara en aguas internacionales del Mediterráneo y lo abordaron de forma violenta con disparos a quemarropa a varios pacifistas, causando también decenas de heridos.

La muerte de nueve ciudadanos turcos por esa agresión desató una ola de condena a nivel mundial, y la acción fue calificada de criminal, asesinato y terrorismo de Estado.

Los pacifistas trataron de romper el bloqueo naval y terrestre recrudecido por Tel Aviv sobre la Franja desde junio de 2007, cuando el grupo Hamas tomó el control en ese territorio.

Asimismo, afirmaron que los materiales de construcción que transportaban debían contribuir a resolver la devastación provocada por el ataque militar israelí a Gaza en diciembre de 2008 y enero de 2009, que causó más de 1 400 muertos y 5 300 heridos.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.