Prevén reconstrucción de Haití en no menos de siete años

El Fondo de las Naciones Unidades para la Infancia (UNICEF) señaló, por su parte, que transcurridos estos seis meses desde el terremoto de fuerza 7,0 en la escala de Richter, los retos para cubrir las necesidades de más de 800 000 niños afectados y sus familias siguen siendo enormes

Autor:

Juventud Rebelde

GINEBRA, julio 12.— Seis meses después del terremoto de fuerza 7,0 en la escala de Richter que sacudió parte del territorio haitiano, todavía al menos 1,5 millones de personas continúan viviendo en campamentos provisionales, 1,3 millones reciben ayuda alimentaria, y las entidades humanitarias consideran que el proceso de reconstrucción no acabará antes de siete años, reportó DPA.

Según informes de las agencias humanitarias de la ONU difundidos este lunes, el sistema sanitario sigue bajo intensa presión, aunque está logrando funcionar sin asistencia exterior, y ha logrado evitar la propagación de epidemias en los últimos seis meses, señala la Organización Mundial de la Salud.

El Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente advirtió a su vez sobre la acumulación de basuras y desechos en las calles y alertó que aguas residuales estaban siendo vertidas a los ríos e hizo alusión a una deforestación masiva.

El Fondo de las Naciones Unidades para la Infancia (UNICEF) señaló, por su parte, que transcurridos estos seis meses, los retos para cubrir las necesidades de más de 800 000 niños afectados y sus familias siguen siendo enormes.

Asimismo, agregó la agencia de la ONU que más de 275 000 niños han sido inmunizados contra enfermedades que se pueden evitar con vacunas, mientras los programas de nutrición están suministrando alimentación a unas 550 000 personas con necesidades especiales, y unos 2 000 niños con malnutrición severa aguda reciben atención y alimentación terapéutica que salva sus vidas.

Según datos de la Oficina de Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios, más de 300 000 personas resultaron heridas en el terremoto, de las cuales al menos 4 000 fueron sometidas a amputaciones. Ocho hospitales se derrumbaron y 22 sufrieron daños materiales.

El terremoto causó la muerte de 222 570 personas y dejó heridas a 300 572; un 60 por ciento de las infraestructuras del gobierno fueron destruidas y más de 188 383 casas quedaron inhabitables.

El valor total de las pérdidas asciende a 7 800 millones de dólares, lo que equivale al 120 por ciento del Producto Interno Bruto de Haití en 2009, apuntó EFE.

Al hacer un balance de los seis meses transcurridos desde el sismo, analistas apuntan la importante colaboración de Cuba y el ALBA, sobre todo, en la esfera de la salud.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.