Explosión en oleoducto mexicano deja al menos 28 muertos - Internacionales

Explosión en oleoducto mexicano deja al menos 28 muertos

La causa de la explosión fue una toma clandestina para el robo del combustible, lo cual se fue de control y ocasionó el incendio

Autor:

Juventud Rebelde

MÉXICO, diciembre 20.— Un saldo de 28 muertos, 52 heridos y 32 viviendas totalmente destruidas dejó la explosión de un conducto de gas en el poblado de San Martín Texmelucán, a 90 kilómetros al este de la capital mexicana, según PL.

Lamenta presidente mexicano accidente mortal en oleoducto en Puebla

El presidente Felipe Calderón se personó en el lugar, en el estado de Puebla, para conocer los detalles del siniestro y dialogó con los evacuados de la zona, a quienes aseguró que los técnicos están revisando para cerciorarse de que no habrá peligros en el momento de regresar a sus hogares.

El secretario de Gobernación del estado, Valentín Meneses Rojas, informó a la prensa que la causa de la explosión fue una toma clandestina para el robo del combustible, lo cual se fue de control y ocasionó el incendio.

De acuerdo con datos de Petróleos Mexicanos (PEMEX), de 2004 a 2009, las tomas clandestinas pasaron de 110 a 453, mientras que hasta el presente la paraestatal ha detectado más de 550, incluso en otros 15 estados más del país.

Laura Gurza, coordinadora de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación, informó en conferencia de prensa, que los fallecidos son 13 menores y 15 adultos, y hasta el momento se han identificado 24 cadáveres, en tanto se reportan varios desaparecidos.

La funcionaria acotó que los investigadores hallaron un agujero en el oleoducto, así como equipos para extraer petróleo. Varios cadáveres fueron hallados cerca del lugar de la explosión, pero las autoridades desconocen si eran personas que participaban en el robo o que pasaban por el lugar cuando se produjo la explosión.

«Lo que sucedió en esta fuga fue que el petróleo crudo corrió. Este es un oleoducto que transporta gas con petróleo, y el petróleo crudo fluyó hacia el Río Atoyac y lo más probable es que encontró un punto de ignición en las casas que estaban alrededor del río», apuntó Juan José Suárez, director de Pemex.

Reportes de prensa aseguran que la explosión afectó a un radio de cinco kilómetros (tres millas) y quemó automóviles y más de un centenar de viviendas, mientras algunos metales y el pavimento se deformaron por el intenso calor y en algunos casos se calcinaron totalmente.

En el presente año se han detectado tomas clandestinas en este propio tramo, por lo que las autoridades abrieron «una exhaustiva investigación con todos los expertos y peritos en la materia, para determinar las causas de la explosión y las responsabilidades», dijo el secretario de Gobernación Francisco Blake Mora.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.