Visitó la ELAM el Primer Ministro de Timor Leste

Kay Rala Xanana Gusmão compartió con los estudiantes de su país y recibió una pormenorizada información del sistema cubano de salud

Autor:

Nyliam Vázquez García

En un abrazo enorme se fundió el primer ministro de la República Democrática de Timor-Leste, Kay Rala Xanana Gusmão, con un grupo de estudiantes timorenses que se forman como médicos en nuestro país, en representación de los 225 que cursan esos estudios aquí, quienes lo recibieron en la Escuela Latinoamericana de Medicina (ELAM).

Todos querían guardar una imagen de la visita, así que durante breves instantes lo estrecharon, tomaron fotos y lo agasajaron con una danza tradicional. El también Ministro de Defensa de Timor Leste estuvo contento entre quienes están llamados a cambiar el panorama sanitario de la pequeña isla del sudeste asiático.

El viceministro de Salud, Roberto González y Juan Carrizo, rector de la ELAM, dieron la bienvenida al visitante y ofrecieron una detallada explicación de los avances de la salud cubana después del triunfo de la Revolución, así como de las particularidades del proyecto de formación de médicos de otras naciones, una idea de nuestro Comandante en Jefe, Fidel Castro Ruz.

«La tarea va bien», aseguró el Viceministro cubano, quien recordó la misión dada por Fidel y subrayó que nuestro país seguiría formando médicos de Timor Leste, tal como soñaron los principales líderes de esa nación desde que combatían por la independencia. Ya prestan servicios en su patria los primeros médicos timorenses, quienes recibieron su diploma de graduados en Dili, la capital, en septiembre de 2010, luego de cursar el sexto año de la carrera en sus comunidades, asesorados por profesores cubanos.

Por su parte, Carrizo destacó la nobleza y humildad de todos los estudiantes timorenses y los logros de la escuela, en la que hoy se preparan más de 20 000 estudiantes de 108 países y de la que han egresado 8 524 de 54 naciones.

La integración cultural y la formación de valores como la amistad, solidaridad, internacionalismo y humanismo son parte de los objetivos de este proyecto educativo que intenta, no solo un profesional de excelencia, sino un médico absolutamente sensible a las dolencias de otros seres humanos, donde quiera que estén.

Xanana Gusmão confesó que Cuba siempre fue una inspiración para su pueblo y destacó el espíritu de solidaridad y humanismo de los cubanos.

«Después de nueve años de vida independiente (Timor Leste proclamó su emancipación de Portugal en 1975, pero tuvo que ser restaurada en  2002) tenemos muchos retos en términos de salud. Pero hemos logrado reducir la mortalidad infantil y la materna», expresó el Primer Ministro, quien reconoció la labor de los colaboradores cubanos de la salud en su país.

Asimismo explicó que Timor Leste apuesta por la formación de recursos humanos, para lo cual creó este año un fondo especial para preparar especialistas en distintas áreas, que contribuyan al desarrollo del país.

«Confiamos en que los hermanos cubanos podrán asistirnos», puntualizó el dirigente.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.