Alerta máxima por accidente nuclear

El Gobierno amplió el área de evacuación a 20 kilómetros alrededor de las plantas nucleares dañadas, mientras sigue en aumento la cifra de muertos por la catástrofe natural

Autor:

Juventud Rebelde

TOKÍO, marzo 12.— El accidente en la central nuclear de Fukushima I, a unos 240 kilómetros al norte de Tokio, causado por el terremoto de 8,9 grados en la escala de Richter que asoló a Japón el viernes, alcanzó el nivel 4 de 7 en la Escala Internacional de Eventos Nucleares (INES, por su sigla en inglés), anunció este sábado la Agencia japonesa de seguridad nuclear e industrial, reportó Telesur.

Además del dolor por las pérdidas humanas, que la agencia japonesa Kyodo, anunció podrían superar las 1 800 muertes mientras decenas de miles siguen desaparecidos, la nación asiática se enfrenta al peligro de un desastre nuclear.

Para agravar más la situación, un segundo reactor nuclear en la central atómica Fukushima presentó problemas graves. La agencia de seguridad de energía nuclear de Japón dijo que el reactor había perdido su sistema de enfriamiento y que necesitan con urgencia agua. El número de personas expuestas a la radiación de la planta podría llegar a 160, según Reuters.

El Gobierno japonés continúa tomando medidas para minimizar los riesgos, que en el nivel 4 de la mencionada escala no revisten peligro fuera de la central nuclear y solo tienen consecuencias locales, según información de la Agencia Internacional de la Energía Atómica.

Las autoridades niponas ampliaron a 20 kilómetros el área de evacuación alrededor de las plantas siniestradas y 140 000 personas fueron evacuadas de las zonas cercanas a la planta Fukushima I y de otras instalaciones nucleares, mientras también, según Reuters, se preparaban para distribuir yodo a las personas en los alrededores, un elemento útil para prevenir el cáncer de tiroides, que fue una de las dolencias que más afectó a las personas expuestas a las radiaciones en Chernobil.

El gobierno de Naoto Kan insistió en que los niveles de radiación eran bajos, y aseguró que la explosión no había afectado al contenedor del núcleo del reactor. Mientras, la Agencia Internacional de Energía Atómica aseguró haber sido informada por Japón de que los niveles «se han observado que disminuyen en las últimas horas».

La entidad informó previamente que el accidente fue clasificado como menos grave que los desastres nucleares ocurridos en las centrales Three Mile Island en 1979 y Chernobil en 1986.

Mientras, a lo largo de la costa noreste, los equipos de rescate registraban entre los escombros en busca de sobrevivientes en las zonas más afectadas por el terremoto y por el tsunami, que levantó olas de hasta diez metros, como en la ciudad de Sendai, a 300 kilómetros al noreste de Tokio.

En una de las áreas residenciales más afectadas, se podía escuchar a la gente debajo de los escombros pidiendo ayuda, informó Kyodo. Los supervivientes, aturdidos, acumulaban agua y se apiñaban en albergues provisionales a temperaturas casi bajo cero.

Unos 5,5 millones de personas quedaron sin electricidad, mientras 3 400 edificios fueron destruidos o dañados. Cuatro trenes estaban desaparecidos tras el tsunami, agregó Kyodo.

También trascendió que unas 10 000 personas continuaban desaparecidas este sábado en Minamisanriku, un pueblo de la provincia de Miyagi con 17 000 habitantes, dijo a EFE un portavoz provincial.

Según las imágenes transmitidas por la cadena de televisión NHK, en esa localidad prácticamente no quedan edificios en pie o sin haber sido anegados por las aguas, mientras continúan las labores de búsqueda.

Por otra parte, unas 240 réplicas del terremoto desde el viernes mantienen en alerta a los japoneses. La mayor, de 6,3 de magnitud en la escala de Richter, se registró este sábado y reactivó las alertas locales de tsunami de la Agencia Meteorológica de Japón para las costas de ese país.

Fotos Relacionadas:

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.