Seguidores de Gaddafi reconquistan terminal petrolera

Los leales lograron frenar la ofensiva este martes cuando los opositores se hallaban a unos 100 kilómetros de Sirte, la ciudad natal del presidente libio

Autor:

Juventud Rebelde

La terminal petrolera libia de Ras Lanuf (este) fue reconquistada este miércoles por tropas leales al líder libio, Muammar Al Gaddafi. La situación se da en momentos que las fuerzas colonialistas se debaten sobre la conveniencia de armar a los rebeldes, informa Telesur.

De acuerdo a las agencias internacionales, los leales irrumpieron en Ras Lanuf enfrentándose a los insurgentes, que trataban de desplazarse hacia Brega (oeste).

Las tropas lograron frenar la ofensiva este martes cuando los opositores se hallaban a unos 100 kilómetros de Sirte, la ciudad natal de Gaddafi. Desde entonces no pararon de recuperar terreno.

La mencionada estación petrolera se encuentra a 370 kilómetros al oeste de Benghazi, el bastión de los sublevados. Esta zona había sido controlada por los rebeldes desde el pasado 27 de marzo.

«Estamos en un gran problema, nos replegamos», manifestó uno de los combatientes rebeldes, Salama Dadida, a bordo de uno de los centenares de automóviles que cruzaban Al Uqaila, a unos 20 km al oeste de Ras Lanuf, en dirección de Brega.

«Queremos que los franceses bombardeen a los soldados» de Gaddafi, fue el deseo de Alia Ati al Faturi, otro rebelde.

Por su parte, voceros de los rebeldes denunciaron que el Ejército de Gaddafi bombardeó a Misrata (este de Trípoli).

Potencias imperialistas consideran armar a rebeldes

Ante el avance de las tropas de Gaddafi, las potencias imperialistas que bombardean Libia desde hace 11 días, con el aval de la ONU, están considerando armar a los rebeldes según afirmó este miércoles el primer ministro británico, David Cameron.

En la sesión semanal de preguntas al primer ministro en la Cámara de los Comunes, Cameron dijo que las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU no descartan la «provisión de asistencia a quienes protegen a los civiles en ciertas circunstancias».

«No lo descartamos (armar a los rebeldes) pero no hemos tomado una decisión», puntualizó el jefe del Gobierno.

Sobre este punto continúan los desacuerdos entre los países miembros de las fuerzas colonialistas, que decidieron bombardear a Libia, y esta vez Italia, Noruega y Rusia, están en contra de armar a los rebeldes libios, como una manera para apresurar la caída del líder libio Muammar Gaddafi.

«Armar a los rebeldes sería una medida controvertida, una medida extrema (que) por cierto dividiría a la comunidad internacional», sostuvo este miércoles el vocero del Ministerio italiano de Exteriores, Maurizio Massari.

El portavoz hizo el anuncio durante una entrevista a la emisora Radioanch'io, donde insistió que la propuesta estadounidense sería una medida «susceptible» para la misma comunidad internacional.

«En lo referido a Noruega, entregar armas a los rebeldes libios no es de actualidad» indicó, también este miércoles, la ministra noruega de la Defensa, Grete Faremo.

Por su parte, el canciller ruso Serguei Lavrov, también rechazó de manera categórica la propuesta de Estados Unidos y Francia.

Lavrov recordó que el secretario general de la Organización del Tratado Atlántico Norte (OTAN), Anders Fogh Rasmussen, «declaró que la operación en Libia había sido preparada para proteger a la población y no (con el objetivo) de armarla, en eso estamos totalmente de acuerdo».

«Estoy convencido de que el cese del fuego y el inmediato inicio de las conversaciones es la tarea prioritaria», respondió el ministro ruso de exteriores a la pregunta de cuáles son las acciones a tomar para alcanzar un arreglo a la situación en Libia.

Por su parte, el Consejo Nacional de Transición (CNT) libio, órgano representativo de los insurgentes, con sede en Benghazi, señaló este martes que trataba de procurarse armamento pesado de «naciones amigas».

Los promotores de la propuesta

Después de que el presidente estadounidense, Barack Obama, manifestara su intención de armar a los rebeldes libios, países como Francia y Reino Unido no han descartado la idea.

La embajadora estadounidense en Naciones Unidas, Susan Rice, ya había asomado el tema de armar a los sublevados para supuestamente ayudarles en su lucha contra el Gobierno de Gaddafi. «No hemos tomado la decisión, pero no la descartamos», dijo Rice.

Durante una entrevista, el presidente Obama expresó «la pregunta es si llegamos al momento en el que estas capacidades están lo suficientemente degradadas para que no sea necesario armar a la oposición».

Gran Bretaña tampoco descarta la iniciativa, pero el gobierno no ha tomado ninguna decisión en ese sentido, afirmó este miércoles el primer ministro británico David Cameron.

Cameron sostuvo que la resolución 1973, aprobada por el Consejo de Naciones Unidas, «autoriza todas las medidas necesarias para proteger a los civiles (...) y nuestra opinión es que esto no excluye necesariamente el suministro de asistencia a los que protegen a los civiles en algunas circunstancias».

«No lo descartamos, pero todavía no hemos tomado la decisión de hacerlo», sostuvo el primer ministro.

El tema también fue evocado este martes en Londres, durante la conferencia sobre Libia, que reunió 36 países y organizaciones como la ONU, la OTAN y la Liga Árabe.

El canciller francés, Alain Juppé,  indicó que su país está dispuesto a conversar con sus aliados respecto a la ayuda militar para los rebeldes, si bien reconoció que esto no está previsto en las recientes resoluciones de la ONU.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.