Abierta Libia a reformas, pero defiende liderazgo de Gadafi

Mientras prosigue en Turquía la gestión diplomática del canciller libio en funciones, las autoridades de Trípoli destacaron la disposición a estudiar variantes de solución para detener la agresión militar de la OTAN

Autor:

Juventud Rebelde

Trípoli, 5 de abril._  El Gobierno de Libia aceptó discutir «cualquier cambio»  reforma política, pero rechazó este martes la violación extranjera de su soberanía y defendió el liderazgo de Muamar el Gadafi como una «válvula de seguridad» para el país, informó PL.

Mientras prosigue en Turquía la gestión diplomática del canciller libio en funciones, Abdul-Ati Al-Obeidi, las autoridades de Trípoli destacaron la disposición a estudiar variantes de solución para detener la agresión militar de la OTAN y los enfrentamientos con los rebeldes.

«Podríamos tener cualquier sistema político, cualquier cambio: Constitución, elecciones, referendo, algo, pero el líder tiene que guiarlos», expresó el portavoz del Gobierno ante la televisión estatal.

«No decidan nuestro futuro desde afuera, preséntennos una propuesta para el cambio desde dentro», indicó Moussa Ibrahim, también ministro de Información, al considerar que El Gadafi «es muy importante para conducir cualquier transición a un modelo democrático y transparente».

El canal Al Jamahiriya mostró anoche imágenes de El Gadafi saludando a seguidores desde un jeep en las afueras del complejo residencial de Bab Al-Aziziya, en Trípoli, a la vez que pasaba reportes desmintiendo que los alzados tuvieran pleno control de Brega, como habían informado.

Ante periodistas acreditados en esta capital, Ibrahim puntualizó que incluso puede debatirse sobre temas como libertad de prensa o leyes anticorrupción, pero insistió en que el jefe de la revolución libia es una válvula de seguridad para que el país permanezca unido.

El líder es apreciado por las tribus y la población libias como una figura unificadora. Muchos libios desean que él guíe el proceso porque temen que si no está, por alguna razón, nos pasará lo que ha sucedido en Iraq, en Somalia, en Afganistán, añadió.

Ibrahim agregó que Occidente carece de autoridad para decir a Libia: «tienes que perder a tu líder o tu sistema o tu régimen».

Por otro lado, negó las acusaciones de que el Ejército ataca a civiles desarmados, como afirman Estados Unidos y los demás miembros de la coalición internacional ahora comandada por la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN). El vocero instó a que desde el exterior se investiguen los alegados crímenes cometidos por las fuerzas regulares y reiteró que «estamos combatiendo contra milicias armadas», acotó al desmentir testimonios de opositores en Misratah y Benghazi.

Unos 300 insurrectos lesionados fueron evacuados ayer de esas dos localidades en un barco turco y aseguraron ser testigos de supuestas atrocidades contra civiles, lo cual rechazó Trípoli.

Medios noticiosos locales y foráneos informaron que continúan los intensos enfrentamientos en torno a la ciudad petrolera de Brega, en la que los insurgentes han ganado terreno, pero todavía no parecen controlar plenamente.

Los avances de los insubordinados fueron ayudados por bombardeos de la aviación de la OTAN contra posiciones y vehículos militares gubernamentales cerca de las ciudades Brega y Sirte, tierra natal de El Gadafi.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.