Nueva arremetida de la OTAN contra Sirte - Internacionales

Nueva arremetida de la OTAN contra Sirte

A pesar de los bombardeos indiscriminados, los jefes militares del Consejo Nacional de Transición reconocen dificultades para lograr sus objetivos y tomar la zona

Autor:

Juventud Rebelde

TRÍPOLI, septiembre 26.— Los insurgentes libios atacaron nuevamente este lunes la ciudad de Sirte, tras un precipitado repliegue que sus líderes justificaron como «retirada táctica», pese a que crece la frustración ante la perseverante resistencia de los leales al líder Muammar al-Gaddafi.

Las fuerzas militares del autonombrado Consejo Nacional de Transición (CNT) volvieron a la carga con el apoyo de la aviación de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), que bombardeó áreas del centro de la urbe, aunque muchos civiles continúan allí.

Residentes que lograron salir culparon a la OTAN y a los miembros del CNT de provocar sufrimiento en la población, porque los heridos carecen de medicinas debido a que los hospitales son bombardeados.

La propia alianza atlántica confirmó este lunes haber impactado numerosos blancos allí, varios de ellos supuestamente militares, con el alegado fin de proteger a civiles. Sin embargo, portavoz de Gaddafi, Moussa Ibrahim, culpó a la Alianza atlántica de la muerte de cientos de personas inocentes.

Testigos relataron que eran visibles altas columnas de humo emanando de la ciudad poco después de escucharse estrepitosas explosiones provocadas por las bombas de la OTAN y la artillería pesada de los sublevados, así como por la fiera respuesta de los progubernamentales.

Personas entrevistadas por canales televisivos regionales afirmaron que los combatientes de Gaddafi dominan posiciones estratégicas desde las cuales golpean con efectividad a los irregulares, que debieron desistir el domingo de continuar su avance hacia el centro de la localidad.

Cohetes, granadas propulsadas, obuses de morteros y francotiradores son los principales recursos con los que los fieles al líder libio defienden Sirte, su ciudad natal, y Bani Walid, el otro bastión de resistencia situado al sureste de Trípoli.

«La resistencia que han encontrado el CNT y la OTAN ha sido mucho más poderosa que las especulaciones que ellos mismos hacían (…) ellos fueron muy optimistas sobre lo que sería la caída de Sirte, Bani Walid (noroeste) y Sabah (100 km de la capital), reportó el enviado especial de Telesur  a Libia, Diego Marín.

Mientras, miles de habitantes de la localidad continúan con limitaciones en el suministro de alimentos, medicinas, agua potable y combustible, y expuestos a los cada vez más cruentos bombardeos.

La misma fuente citó a otro portavoz de los insurgentes que admitió la magnitud de la resistencia dentro de Sirte y dijo que eran insuficientes hombres para controlar un territorio donde se venera al líder libio, cuyo paradero se desconoce desde finales de agosto.

Por otro lado, la resistencia a la agresión extranjera se mantiene también en Bani Walid, donde fuentes médicas indicaron que en las últimas 24 horas el CNT perdió al menos 30 hombres.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.