Nuevos enfrentamientos en capital egipcia suman 22 muertos

Se reportan unos 1 700 heridos. Aunque en la emblemática plaza cairota había este mediodía menos personas que en días anteriores, unos 3 000 activistas seguían atrincherados

Autor:

Juventud Rebelde

EL CAIRO, noviembre 21.— Fuerzas policiales antimotines y manifestantes egipcios continuaron este lunes los enfrentamientos por tercer día consecutivo en la capitalina plaza Tahrir y sus alrededores, con un balance de 22 muertos y más de 1 700 heridos.

Aunque en la emblemática plaza cairota había este mediodía menos personas que en días anteriores, unos 3 000 activistas seguían atrincherados y desafiando a los uniformados que disparaban esporádicamente granadas de gases lacrimógenos,  provocando estampidas.

Carreras a la desbandada de un lado a otro de Tahrir bajo densas nubes de humo irritante a la vista y la respiración, y voluntarios asistiendo a quienes mostraban señales de asfixia, fueron escenas cotidianas y repetidas que pudo verificar Prensa Latina.

Junto con gente solidaria que repartía protectores nasales y bucales, alimentos, vendas y bebidas calientes a quienes pasaron su segunda noche a la intemperie, estaban también hábiles vendedores que aprovechaban la lamentable coyuntura con souvenires y golosinas.

El foco de mayor tensión se concentró en una de las calles sureste de la plaza Tahrir que conduce a la sede del Ministerio del Interior, una dependencia fuertemente protegida por cordones de policías armados y resguardados con vehículos blindados.

Los enfrentamientos se reanudaron en inmediaciones del referido ministerio, mientras el Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas (CSFA) justificó el despliegue policial del domingo y la violenta arremetida en Tahrir como una acción para proteger esa dependencia gubernamental.

«Fuera, que se vaya, el pueblo desea la destitución de los militares, elecciones y gobierno civil», coreaban los manifestantes al demandar la dimisión del jefe del CSFA, mariscal de campo Mohamed Hussein Tantawi.

El CSFA ordenó una investigación por las bajas fatales confirmadas por el Ministerio de Salud, pero defendió la actuación policial y aseguró que carece de interés alguno en aferrarse al poder, aunque evitó dar fechas para consumar la reclamada transferencia democrática.

Varios entrevistados por PL coincidieron en expresar hondo escepticismo respecto a las promesas de la Junta Militar, al tiempo que cuestionaron la actuación de partidos y movimientos políticos con aspiraciones en las elecciones legislativas del día 28.

Las agrupaciones políticas de Egipto llamaron al diálogo y propusieron formar un gobierno de salvación nacional o un comité presidencial que aparte a los militares del poder.

Sin embargo, aunque la totalidad de las formaciones defienden el derecho a manifestarse y condenan la represión policial, muchas que creen tener grandes posibilidades en los comicios parlamentarios llamaron a la calma para evitar sea pospuesta la votación.

El gobierno egipcio subrayó anoche que el calendario electoral sigue inalterable e intentó generar divisiones dentro del movimiento reivindicativo para que la propia sociedad ayude a desalojar la plaza, escenario de las revueltas que derrocaron a Hosni Mubarak este año.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.