Indignados inician 2012 con marchas anti-Wall Street

Para esta jornada planean realizar una muestra espontánea del poder popular en reacción a la firma de la Ley de Autorización de Defensa Nacional, por parte del presidente Barack Obama

Autor:

Juventud Rebelde

WASHINGTON, enero 3.— Los indignados de Estados Unidos continúan este martes su programa de protestas contra el sistema financiero imperante en este país norteño, luego de finalizar 2011 con protestas que atrajeron la atención de miles de personas en todo el mundo.

Según reporta PL, para esta jornada, planean realizar una muestra espontánea del poder popular, en reacción a la firma de la Ley de Autorización de Defensa Nacional, por parte del presidente Barack Obama, la cual calificaron de acto de traición.

Este acto no sólo viola nuestra las Enmiendas primera, tercera, cuarta, quinta y sexta, así como la Declaración Universal de los Derechos Humanos y el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, también atenta contra la poca confianza que el pueblo tiene en el gobierno, afirmaron en su sitio digital.

Los «Ocupantes», como se les llama a todos los que exigen a Washington leyes a favor del 99 por ciento de la población, generar más empleos y poner fin a la inequidad social, iniciaron 2012 con una manifestación en California la víspera.

Coincidiendo con el tradicional desfile de las Rosas, que se realiza en Pasadena, ciudad del estado de California, cientos de personas anti Wall Street desfilaron con carteles sobre la Constitución y con un pulpo de unos 20 metros, el cual representaba la avaricia corporativa, según citaron medios de prensa.

La protesta se inició con una concentración en un céntrico parque, desde donde los indignados comenzaron la caminata, en la que también abogaron por el fin de los juicios hipotecarios y de las deportaciones.

Varias decenas de indignados vestidos con trajes de gala y disfraces de banqueros, tocaron instrumentos musicales como tambores y platillos.

El pasado 29 de diciembre los manifestantes realizaron una jornada de protesta para exigir la cancelación del desfile anual, uno de los más vistosos de Estados Unidos, que se celebra desde 1890.

Bajo el nombre Ocupemos Wall Street (OWS, por sus siglas en inglés), desde el pasado 17 de septiembre, miles de representantes de diferentes sectores sociales expresan descontento con las políticas económicas aplicadas por el gobierno nacional.

El grupo, con subsedes en las principales ciudades estadounidenses, está formado por estudiantes, profesionales, intelectuales, desempleados, latinos, afroestadounidenses y veteranos, entre otros.

Las principales actividades que desarrollan incluyen concentraciones, marchas, tomas de edificios y oficinas federales, así como plantones, algunos de los cuales han sido reprimidos por las autoridades mediante el uso de la fuerza.

OWS pretende permanecer activo hasta lograr la aplicación de medidas, por parte de la administración nacional, para favorecer al 99 por ciento, que según ellos son las personas afectadas por la crisis existente.

Los indignados exigen, además, incrementar los impuestos del uno por ciento de la población, que concentra las riquezas.

Sus demandas cuentan con el apoyo de reconocidas personalidades del mundo del arte, religiosos, escritores y periodistas, entre ellos Mumia Abu Jamal, quien estuvo 30 años en el corredor de la muerte y ahora enfrenta la pena de cadena perpetua.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.