Guerra contra Irán desataría el caos, admite Sarkozy

Unión Europea se apresta a bloquear el petróleo de la nación persa, el quinto mayor exportador mundial

Autor:

Juventud Rebelde

PARÍS, enero 20.— El presidente de Francia, Nicolás Sarkozy, admitió este viernes que una intervención armada contra Irán solo desencadenaría la guerra y el caos en el Oriente Medio y en todo el mundo, aunque se pronunció por un régimen de sanciones severas contra Teherán con el pretexto de detener el programa de investigaciones nucleares del país persa.

«El tiempo se está acabando. Francia va a hacer todo por evitar una intervención militar», dijo Sarkozy durante una reunión con el cuerpo diplomático acreditado en París, en ocasión de la ceremonia de comienzo de año, reportó Reuters.

El mandatario francés también exhortó a China y Rusia a apoyar nuevas sanciones contra la nación islámica para forzarla a negociar su programa de enriquecimiento de uranio, que según Occidente tiene fines militares, a pesar de que no existan pruebas de ello.

Las dos potencias emergentes, que también han bloqueado la campaña desacreditadora de Occidente contra Siria en el Consejo de Seguridad de la ONU, se oponen a aplicar nuevas restricciones a la industria de crudo iraní, como ha pedido Estados Unidos.

«Necesitamos sanciones más fuertes y decisivas que detengan la compra de petróleo iraní y congelen los activos del Banco Central, y aquellos que no quieran esto serán responsables de los riesgos de un conflicto militar», dijo Sarkozy en clara alusión a China y Rusia.

Los ministros de Relaciones Exteriores de la Unión Europea tienen previsto acordar un embargo petrolero contra Irán, y un congelamiento de activos de su Banco Central en una reunión el lunes en Bruselas.

La prohibición de importaciones de crudo iraní entraría en vigor de inmediato, aunque para suministros ya acordados la presidencia de turno danesa prevé un plazo de transición que vencería el 1ro. de julio, apuntó DPA.

Irán ha amenazado con cerrar el Estrecho de Ormuz, por donde pasa el 30 por ciento del petróleo transportado por mar de todo el mundo, si Occidente prohíbe la compra del crudo iraní con el objetivo de paralizar un sector tan vital para la nación persa.

Por su parte, China aseguró que el asunto nuclear iraní debe ser resuelto pacíficamente a través de diálogos y negociaciones, y que las sanciones y medios militares no solucionan el problema, según declaraciones del ministro adjunto de Relaciones Exteriores del gigante asiático Wu Hailong, quien conversó este viernes con Ali Baqeri, subsecretario del Consejo Supremo de Seguridad Nacional de Irán, según Xinhua.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.