Terroristas asesinan a sacerdote islámico en Siria

El sacerdote islámico retornaba a Damasco la noche del miércoles cuando un grupo armado interceptó su auto en el área de Qadam Assali, en el distrito de al-Bweideh, en la provincia de Damasco Campo

Autor:

Juventud Rebelde

DAMASCO, febrero 16.— Hombres armados asesinaron a tiros al jeque Mohammad Ahmad Ouf Sadeq, imán de la mezquita Anas bin Malek, en esta capital, al tiempo que fuerzas jordanas arrestaron a bandas bien pertrechadas que intentaban penetrar en Siria, informó PL.

Los medios nacionales precisan hoy que el sacerdote islámico retornaba a Damasco la noche del miércoles cuando un grupo armado interceptó su auto en el área de Qadam Assali, en el distrito de al-Bweideh, en la provincia de Damasco Campo.

De 36 años, el imán Sadeq, quien fue una de las voces que más duramente condenó el atentado terrorista del viernes 6 de enero en al-Midan y llamó a la unidad nacional, tenía un doctorado en la Sharia (ley islámica) y deja cuatro niños al morir.

El portal jordano de noticias al-Helal reporta, por su parte, que unidades de la Fuerza Real de Desierto del país vecino capturaron a individuos de nacionalidades árabes muy bien pertrechados cuando trataban de penetrar ilegalmente al territorio sirio desde Jordania, a través de la noroccidental zona fronteriza de al-Ramtha.

Al-Helal señala que eran siete hombres, no jordanos, que portaban fusiles automáticos y municiones, y que son interrogados por las autoridades para precisar sus motivos.

Según esa fuente, las Fuerzas Reales de Desierto ampliaron sus operaciones de búsqueda y vigilancia en caso de que otros grupos armados se encuentren en esa zona.

El asesinato del sacerdote islámico coincidió con el ataque, también el miércoles, de una banda terrorista contra la sede provincial del Departamento de Asuntos Religiosos de Damasco Campo que se encuentra en la localidad de Douma y saquearon su contenido.

El Ministerio de Asuntos Religiosos reportó, además, que otro grupo armado asaltó el instituto religioso de nivel medio del pueblo de Erbin, localidad de Damasco Campo, dañaron su mobiliario y robaron parte de sus propiedades.

Igual acto vandálico aconteció contra la escuela religiosa en Darit Izzeh en Aleppo, informó la agencia de noticias SANA.

Estos ataques evidencian que esas bandas, en las que militan salafistas y extremistas de la Hermandad Musulmana que se han infiltrado en el país, han incrementado las acciones criminales contra líderes e instituciones del Islam en Siria, según todo indica, porque la jerarquía islámica condena la violencia terrorista, llama a la armonía entre las religiones y a la unidad nacional.

Las autoridades de Hama informaron este jueves que lograron desarticular a grupos de terroristas en el reparto al-Hamidiyeh, arrestando gran cantidad de sus miembros y les ocuparon el armamento que poseían, incluidos rifles de asalto, ametralladoras, un lanzador de cohete RPG, granadas ofensivas y defensivas, y municiones.

Mientras, en el distrito de Harasta, localidad a unos 20 kilómetros de Damasco, las autoridades descubrieron escondites y túneles que usaban bandas violentas y confiscaron todo el arsenal allí hallado.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.