Fallecen 314 trabajadores al incendiarse dos fábricas en Paquistán

Los dueños estaban más preocupados por salvar la ropa en la fábrica que por los trabajadores, dijo un empleado

Autor:

Juventud Rebelde

KARACHI, septiembre 12.— Al menos 314 personas murieron carbonizadas al incendiarse dos fábricas en Paquistán, una en Lahore y la otra en Karachi, dijeron el miércoles policías y funcionarios, en accidentes que abren interrogantes sobre la seguridad industrial de la nación del sur de Asia, comentó Reuters.

Por una fatal coincidencia, ambas tragedias ocurrieron a pocas horas una de la otra y al parecer por el mismo motivo: una llamarada salida del generador eléctrico usado para enfrentar los frecuentes apagones provocados por las lluvias monzónicas, dijo ANSA.

A la tragedia se agregó el comportamiento sin escrúpulos de los responsables de personal. Según testimonios, después que estallaron las llamas ordenaron cerrar tres de las cuatro puertas de ingreso para evitar robos de dinero o de materiales, limitando así la posibilidad de escape, agregó la agencia noticiosa italiana.

«Los dueños estaban más preocupados por salvar la ropa en la fábrica que por los trabajadores», dijo un empleado del taller en Karachi, Mohammad Pervez, a Reuters.

Varios trabajadores pudieron salvar sus vidas gracias a que saltaron por las ventanas del edificio, apuntó PL.

Un ministro provincial ordenó una inspección dentro de 48 horas en todas las fábricas y plantas industriales en la provincia de Sindh. Karachi, con una población de 18 millones de personas, es la capital de Sindh.

Un informe preliminar del gobierno provincial sobre el incendio en una fábrica de zapatos de plástico en Lahore concluyó que el cierre de las puertas de emergencia ocasionó las muertes y que no se aplicaban regulaciones laborales y de seguridad, dijeron fuentes gubernamentales.

En un hospital de Karachi, alrededor de 30 cuerpos irreconocibles por el fuego se hallaban tendidos en la morgue. «Ya no hay lugar aquí. Está lleno», dijo Wasif Ali, que trabaja en una ambulancia. «Siguen llegando», aseguró.

Amir Farooqi, responsable de la superintendencia policial, dijo a Reuters que la policía estaba allanando edificios en distintas partes de Karachi para hallar a los dueños de la fábrica, apuntó Reuters.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.