Corte Institucional se declara en huelga por tiempo indefinido

Con esta decisión se agrava la crisis política desatada en la nación árabe, luego de que el presidente Mohamed Morsi emitiera una Declaración que le otorga poderes excepcionales

Autor:

Juventud Rebelde

El Cairo, diciembre 2.— Este domingo, La Alta Corte Constitucional (ACC) egipcia comienza una huelga por tiempo indefinido tras postergar su veredicto sobre la legalidad de la Choura y de la Asamblea Constituyente en protesta por lo que calificó de presiones islamistas, reportó PL.

Cientos de partidarios del presidente Mohamed Morsi se concentraron frente a la sede de la ACC desde la madrugada en espera de la decisión del tribunal, que en una nota de prensa, condenó «las mentiras» de los seguidores del mandatario y «su campaña para empañar la imagen de la corte (y) torcer la verdad».

Aunque no llegó a emitir su veredicto, se consideraba seguro que el tribunal iba a acoger las denuncias de inconstitucionalidad de la constituyente y de la Choura, que es el Consejo Consultivo que hace las veces de cámara alta del parlamento.

La decisión del tribunal es el hecho más reciente en la secuencia de la crisis desatada por una Declaración Constitucional emitida por el presidente que lo inviste de poderes excepcionales, detonante a su vez de una protesta de casi una semana de partidos laicos y de la izquierda.

Un veredicto de ilegalidad contra la constituyente y la Choura hubiera significado una colisión directa con el mandatario, que el jueves pasado declaró ambas instancias inexpugnables basado en sus nuevas prerrogativas.

El resto del cuerpo de jueces egipcios está en huelga desde mediados de semana, tras una reunión convocada por Morsi con ánimo conciliador, que fracasó.

La víspera, decenas de miles de miembros de la Hermandad Musulmana y de entidades salafistas escenificaron una concentración de respaldo al mandatario y al proyecto de Constitución que debe ser sometido a referendo el próximo 15 de diciembre.

El paro de labores de la ACC levanta otro valladar al referendo, que debe ser sancionado por un cuerpo de magistrados, aunque versiones que circulan aquí afirman que la eventualidad estaba prevista y los jueces serían sustituidos por catedráticos universitarios.

La creciente tensión política, alimentada por la continuación de una vigilia de casi una semana de partidos opositores en la Plaza Tahrir y la rebelión del Poder Legislativo, complica aún más la crisis institucional egipcia, para la cual no se vislumbra una solución que satisfaga a ambas partes.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.