Buscan solución a conflicto armado en República Centroafricana

Aunque la fecha del 8 de enero para el inicio de las conversaciones no ha sido confirmada, representantes de Seleka anunciaron este miércoles que aceptan participar en las negociaciones de paz en Libreville

Autor:

Prensa Latina

El diálogo en busca de la paz entre el Gobierno y los opositores de la coalición rebelde Seleka podría tener lugar el próximo 8 de enero en Libreville, Gabón, adelantaron este jueves fuentes diplomáticas.

Según esas fuentes, citadas por medios de prensa, las negociaciones entre las partes en conflicto transcurrirán bajo la égida del presidente congolés, Denis Sassou Nguesso.

Aunque la fecha del 8 de enero para el inicio de las conversaciones no ha sido confirmada, representantes de Seleka anunciaron ayer que aceptan participar en las negociaciones de paz en Libreville, al tiempo que decidieron suspender su ofensiva en dirección a esta capital.

Los rebeldes, que iniciaron sus acciones armadas el pasado 10 de diciembre, tomaron varias ciudades del norte y centro de la República Centroafricana y amenazaron con tomar Bangui.

Eric Massi, portavoz de Seleka, señaló que pese aceptar el diálogo, esa organización reafirma su exigencia de que el presidente del país, Fran ois Bozizé, abandone el poder.

El comandante de la Fuerza Multinacional desplegado en este territorio, general Jean Félix Aaga, había advirtido en las últimas horas a Seleka que de intentar la toma de la ciudad de Damara, a 75 kilómetros de Bangui, se consideraría una declaración de guerra.

También, la Unión Africana, que integran 54 países, declaró recientemente que si los rebeldes se apoderan de Bangui por la fuerza, la República Centroafricana podría ser suspendida como miembro de ese organismo continental.

Para el logro de la paz y la estabilidad en la República Centroafricana, organizaciones como la Comunidad Económica de Estados de África Central abogan hoy por la renegociación entre el Gobierno y Seleka de los acuerdos de paz adoptados entre 2007 y 2011.

La organización guerrillera exige la integración de los rebeldes en el Ejército de la República Centroafricana, la liberación de presos políticos y el pago de salarios a milicianos sublevados que acepten el desarme, entre otras demandas.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.