OEA: continuará debate sobre estrategia regional antidrogas

Los representantes acordaron celebrar la Asamblea General Extraordinaria en junio de 2014 en Paraguay para definir los lineamientos de la discusión de la estrategia sobre los narcóticos ilícitos de 2016 a 2020

Autor:

Juventud Rebelde

ANTIGUA GUATEMALA, Guatemala,  junio 7.— Los jefes de Estado asistentes a la 43 sesión de la Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA)  concordaron trazar una hoja de ruta para «profundizar el debate de una política continental del problema de las drogas», luego de los intercambios iniciados desde el martes último en esta ciudad colonial, 45 kilómetros al oeste de la capital.

Según consta en la declaración de Antigua una estrategia regional antidrogas comenzará a implementarse a partir de 2016, pero sin concebir la despenalización ni legalización de estupefacientes.

El presidente guatemalteco, Otto Pérez Molina, insistió en que no ha dado resultados la guerra antinarcóticos impulsada por Estados Unidos en los últimos 50 años, según reporta Prensa Latina.

Pérez Molina se refirió al tema, luego de recibir unas 170 000 firmas electrónicas de actores de la sociedad civil que respaldan su propuesta de encontrar otro método para combatir el narcotráfico en América.

Los representantes acordaron celebrar la Asamblea General Extraordinaria en junio de 2014 en Paraguay para definir los lineamientos de la discusión de la estrategia sobre los narcóticos ilícitos de 2016 a 2020.

Al respecto, el secretario general de la OEA, el chileno José Miguel Insulza, dijo que unos países están más urgidos que otros en encontrar una solución al problema.

«"Hay países que tienen más urgencia que otros. La violencia en Centroamérica debe ser atendida con urgencia», expresó Insulza, referido a la región más violenta del mundo y por donde pasa la mayoría de los narcóticos ilícitos que llegan a Estados Unidos, el mayor consumidor de esas sustancias en el mundo.

Sobre la inclusión de Cuba en la VII Cumbre de las Américas, a celebrarse en Panamá en 2015, se pactó que una comisión, integrada por al menos cinco países de la OEA, deberá tomar una decisión en ese sentido.

En el encuentro se ratificó la Convención Interamericana contra el racismo y la discriminación racial y formas conexas de intolerancias, así como la Convención en Contra de toda forma de discriminación e intolerancia.

Sin embargo, Guatemala no respaldó esos documentos, pues según el mandatario guatemalteco «serán analizadas debido a dudas que surgieron entre sectores de las iglesias y la sociedad civil».

Este jueves fueron electos los miembros del Tribunal Administrativo de la OEA, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, la Junta de Auditores Externos, del Comité Jurídico Interamericano y del Centro de Estudios de Justicia de las Américas.

La declaración -promovida por Brasil, Ecuador, Perú, Colombia y El Salvador- recibió el respaldo unánime los cancilleres, vicecancilleres y embajadores asistentes a la reunión.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.