Estado de calamidad en Filipinas

Haiyan, convertido en temporal, azotó también a Vietnam y a China

Autor:

Juventud Rebelde

MANILA, noviembre 11.— Aún no hay cifras oficiales de las víctimas mortales dejadas por el tifón Haiyan en Filipinas, azotada por el meteoro el viernes pasado, pero se describe un panorama apocalíptico, y todavía hay gente atrapada en las áreas afectadas, como es el caso de la isla Leyte, donde los sobrevivientes y los que están evacuados carecen de comida, agua y medios de higiene.

Algunas fotos muestran cadáveres en las calles y destrozos totales causados por Haiyan, que tuvo un alcance geográfico similar a casi todo el territorio de Estados Unidos, según la Cruz Roja, citada por ANSA.

El 80 por ciento de la ciudad de Tacloban quedó totalmente destruido y en casi idéntica proporción son los daños en cada una de las poblaciones y estructuras por los cuales cruzó el tifón, que ocasionó olas de cinco a seis metros que inundaron pueblos y aldeas costeras, dejando imágenes que se dice recuerdan el tsunami de 2004.

EFE, citando a autoridades filipinas, dice que al menos 10 000 personas han perdido la vida; sin embargo, el Consejo para la Gestión y Reducción de Desastres filipino reconoce que faltan por llegar informes de zonas devastadas, lo que impide saber con exactitud el número de fallecidos y desaparecidos.

Unos 4,5 millones de personas se han visto afectadas en 36 provincias por donde cruzó Haiyan, y la mayoría sigue esperando ayuda en el archipiélago, la que ya ha sido prometida también por más de una veintena de países, y Estados Unidos ya anunció marines para hacer efectiva su contribución de emergencia y humanitaria.

El supertifón atraviesa Vietnam y China con fuerza disminuida a temporal, unos cien kilómetros por hora, pero al menos ya había este lunes 21 muertos en ambos países, decían medios de prensa.

Fotos Relacionadas:

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.