EE.UU. reclutó a prisioneros de Guantánamo como agentes de la CIA

Quienes integraron el programa secreto, iniciado hace más de una década, fueron instruidos para espiar, capturar o asesinar a integrantes de Al Qaeda

Autor:

Juventud Rebelde

WASHINGTON, noviembre 26.—Ex funcionarios del gobierno de EE.UU. revelaron que la Agencia Central de Inteligencia (CIA) reclutó a prisioneros retenidos de manera ilegal en la cárcel de Estados Unidos en la bahía de Guantánamo para convertirlos en dobles agentes contra la red terrorista Al Qaeda.

Según destaca la agencia Prensa Latina, aunque les ofrecieron prebendas como la liberación anticipada, seguridad a las familias y millones de dólares para sus cuentas personales, muy pocos reos accedieron a trasferir información a la CIA.

Quienes integraron el programa secreto, iniciado hace más de una década, fueron instruidos para espiar, capturar o matar a agentes de Al Qaeda, explicaron ex funcionarios del gobierno, quienes pidieron el anonimato.

Asimismo, comentaron que si bien algunos de los dobles agentes ayudaron a la captura de terroristas, otros cesaron la cooperación e incluso, la CIA perdió el rastro sobre ellos.

El mayor temor de Washington es que los ex reclusos sean capturados por otros países y detallen sobre su pertenencia a la nómina de la CIA, añadieron.

Bajo el pretexto de que la base naval de Guantánamo está fuera de la jurisdicción estadounidense, Washington utiliza ese enclave para acciones ocultas, afirmó recientemente el investigador norteamericano Jonathan Hansen.

En febrero pasado, la prisión fue centro de interés por una huelga de hambre protagonizada por los reos, para protestar contra las condiciones de reclusión, acción que se extendió durante varios meses.

La cárcel de Guantánamo fue abierta en 2002, luego de los atentados del 11 de septiembre de 2001 en Nueva York y Washington. Más de un centenar de personas permanecen allí en un limbo legal al margen de las leyes norteamericanas, sin cargos concretos en su contra.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.