Más de 40 fallecidos por enfrentamientos en Odesa

Dmitri Peskov, secretario de prensa del presidente ruso, aseguró que «los responsables de estos crímenes son las nuevas autoridades de Kiev y aquellos gobiernos que las legitimaron».

Autor:

Juventud Rebelde

KIEV, mayo 3.— El incendio este viernes de un edificio en el marco de las protestas callejeras entre simpatizantes del Gobierno central de Kiev y federalistas prorrusos, dejó un saldo de 46 muertos y 200 heridos, informa el sitio RT.

Fuentes en la Policía local citadas por la agencia de información Interfax, precisaron que ocho personas perdieron la vida al arrojarse por las ventanas y más de 30 se asfixiaron por la intensa humareda.

Las autoridades locales indicaron, además, que al menos 50 sobrevivientes precisaron asistencia médica y que igual cantidad de personas permanecen en la azotea de la Casa de los sindicatos después del incendio y piden a las autoridades que conformen un «pasillo» para que puedan ser evacuados con seguridad.

Uno de los activistas dijo vía telefónica a RT, que tanto él, como sus compañeros, no bajarán hasta que reciban algunas garantías de que saldrán con vida de la edificación.

«De lo que podemos ver abajo, de lo que ha pasado aquí, parece que nadie nos dejará salir de aquí vivos», afirmó.

Según indicó el candidato a la alcaldía de Odesa, Alekséi Albu, quien fue brutalmente golpeado «atacaron el centro de la ciudad y luego se trasladaron al campamento de los manifestantes anti-Kiev con cerca de 200 personas allí, 100 de los cuales eran mujeres y hombres mayores de 50 años de edad, con cócteles molotov».

Asimismo, declaró que los radicales lanzaron granadas de aturdimiento y gases lacrimógenos en el edificio: «Cuando finalmente fuimos capaces de saltar por la ventana desde el segundo piso, nos encontramos con los radicales del Sector Derecho. Nos dieron patadas, nos golpearon usando bates y cadenas».

Dmitri Peskov, secretario de prensa del presidente ruso, aseguró que «los responsables de estos crímenes son las nuevas autoridades de Kiev y aquellos gobiernos que las legitimaron».

Peskov destacó que hace solo unos meses los líderes occidentales no permitieron al presidente legítimo de Ucrania, Víktor Yanukóvich, tomar medidas para restablecer el orden durante las protestas en Maidán, pero ahora adoptaron una posición de profundo cinismo hacia la operación de castigo de las autoridades ucranianas.

De acuerdo con Peskov, varios países occidentales «básicamente justifican los asesinatos que se están produciendo en estos momentos».

Según el portavoz presidencial, Moscú considera «absurdos» los planes de llevar a cabo las elecciones presidenciales en Ucrania en medio del derramamiento de sangre de la población.

Por otro lado, indicó que estos acontecimientos justifican la posición tomada por Rusia en la península de Crimea. «Si Putin no hubiera tomado una firme posición y la población de Crimea no se hubiese manifestado a favor de la reunificación con Rusia, ahora seríamos testigos de violencia y derramamiento de sangre en la península, tal como sucede en el este de Ucrania», dijo.

También mencionó que Occidente amenaza diariamente a Rusia con nuevas sanciones en lugar de condenar los crímenes del nuevo gobierno ucraniano y de las fuerzas que lo apoyan.

«El conflicto no es en Rusia, el conflicto es en Ucrania (…) Todos los días escuchamos amenazas de nuevas sanciones, pero no escuchamos una evaluación coherente de monstruosos crímenes como los ocurridos en Odesa; es algo incomprensible, y obviamente solo agravará el conflicto», aseguró.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.