Pide Argentina suspensión de sentencia sobre fondos buitres

El Gobierno de ese país presentará un escrito al juez norteamericano Thomas Griesa, pidiendo una suspensión de la medida cautelar que obliga a Argentina a pagar los fondos que no ingresaron a la reestructuración de la deuda

Autor:

Juventud Rebelde

BUENOS AIRES, junio 23.— El ministro de Economía de Argentina, Axel Kicillof, anunció este lunes que el Gobierno nacional presentará un escrito al juez norteamericano Thomas Griesa, pidiendo una suspensión de la medida cautelar que obliga a Argentina a pagar a los fondos que no ingresaron a la reestructuración de deuda.

Así lo expresó Kicillof en una breve conferencia de prensa en el Palacio de Hacienda, donde se distribuyó una copia en inglés de la carta que será enviada este mismo lunes al magistrado de Nueva York, dijo Telesur.

El funcionario adelantó que la carta solicitará «una medida suspensiva de la sentencia que obliga a pagar el total de lo adeudado a los fondos buitre, al momento de hacer el próximo pago de vencimiento de la deuda el 30 de junio».

En tanto, dijo PL, el jefe de Gabinete argentino, Jorge Capitanich, denunció que la disputa judicial iniciada por los fondos buitre fue provocada por intereses ocultos que buscan apropiarse de activos reales y financieros de Argentina, pero, advirtió, el Gobierno de Cristina Fernández defenderá los bienes nacionales del país, entre los que mencionó los yacimientos de petróleo, los minerales y el agua dulce.

Asimismo, afirmó que Buenos Aires mantendrá la misma línea de negociación en el marco del proceso de reestructuración de deuda pública iniciado en 2005, pero a través de una negociación «justa y equitativa» para el ciento por ciento de los bonistas.

La equidad de trato no puede ser vulnerada por ningún juez, afirmó el funcionario, en alusión a un fallo del magistrado neoyorquino Thomas Griesa en favor de esos fondos, conocidos también como holdout.

La pasada semana la Corte Suprema de Estados Unidos rechazó debatir una demanda argentina contra un fallo de Griesa, la cual obliga al país a pagar unos 1 330 millones de dólares a los fondos buitre, que se negaron en 2005 y 2010 a la renegociación de la deuda aceptada por el 92,4 por ciento de los acreedores.

Según la orden de la justicia norteamericana, mientras Buenos Aires incumpla con ese pago a los fondos buitre no podrá canalizar los vencimientos de capital e intereses a quienes si renegociaron, lo que provocaría un default técnico.

Días atrás, Capitanich acusó al juez de «promover profundamente el desequilibrio y la parcialidad» en la disputa.

Ese magistrado provocó una alteración de las condiciones de reestructuración de la deuda pública y permitió ganancias fabulosas a los holdout, denunció entonces.

Políticos, medios de comunicación y personalidades de diversos ámbitos de la vida nacional argentina criticaron en los últimos días la sentencia de Griesa, a quien consideran un agente de los fondos buitre, agregó PL.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.