Más de 10 000 soldados y policías en labores de rescate en Yunnan

Una docena de equipos médicos y unidades de prevención de enfermedades han establecidos hospitales de campo y estaciones médicas en esa provincia del suroccidente de China afectada por un sismo de 6.5 grados de intensidad

Autor:

Juventud Rebelde

BEIJING, agosto 5.— Más de 10 000 soldados y policías amplían hoy sus labores de localización y rescate de víctimas del intenso terremoto que sacudió regiones de la provincia de Yunnan con saldo preliminar cercano a los 400 muertos y más de 1 800 heridos.

Reportes desde esa provincia del suroccidente de China precisaron que los participantes del Ejército Popular de Liberación provienen de los comandos de Chengdu y Beijing, que se han incorporado con fuerzas de la policía y rescatistas en los condados de Ludian, Qiaokia y Huize. Trece equipos médicos y unidades de prevención de enfermedades han establecidos hospitales de campo y estaciones médicas en esos tres condados de Yunnan.

Hasta la mañana de hoy, los socorristas, militares y policías habían rescatado más de 200 personas de los escombros y habían enviado unos 500 heridos hacia hospitales cercanos, así como su participación en la reubicación de más de 10 000 residentes locales que han perdido sus viviendas.

El primer ministro Li Keqiang permanece en las áreas de desastre y la prensa publica hoy fotos en el terreno junto a damnificados.

A su llegada ayer a Yunnan y durante una inspección en la localidad de Longtoushan, donde se localizó el epicentro del sismo de 6,5 grados de intensidad, Li exhortó a priorizar el rescate de sobreviviente ya que las primeras 72 horas son fundamentales para esos esfuerzos.

Li caminó cinco kilómetros por vías enlodadas para poder llegar hasta Longtoushan y rindió tributo en silencio a las víctimas de este movimiento telúrico ocurrido la tarde del domingo.

El Premier insistió en que los esfuerzos de rescate debe progresar de modo científico y urgió a los socorristas a aprovechar estas horas para salvar vidas y dijo que casi 350 trabajadores de la salud y 113 ambulancias están a disposición del trabajo de rescate.

El presidente Xi Jinping, subrayó poco después del sismo que la prioridad es salvar vidas y velar por las secuelas para evitar más tragedias.

Pese a la llegada de materiales de ayuda, alimentos, medicamentos y agua, las fuentes indican que la falta de energía eléctrica y las congestiones de tráfico por el bloqueo de las carreteras a consecuencia de aludes permanecen como los retos más difíciles.

A estos condados de Yunnan se han enviado más de 20 000 tiendas de campaña, 30 000  mantas y 25 000 abrigos, entre otros materiales necesarios para la protección de sus pobladores.

Participantes en estos trabajos dijeron que las lluvias durante toda la noche hacen muy arduo llegar a los condados ubicados en las montañas.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.